Última actualización web: 29/09/2020

Concepto de Desorden Mental: Imprecisión y dificultades.

Autor/autores: Fernando Ruiz Rey
Fecha Publicación: 01/12/2011
Área temática: Psiquiatría general .
Tipo de trabajo: 

RESUMEN

En este trabajo se comienza el análisis de las imprecisiones y dificultades del concepto de desorden mental presentando la noción de enfermedad y de desorden mental, ambos caracterizados primariamente por ser experiencias vitales de aflicción y limitación personal. Se señala que la enfermedad está habitualmente definida por un sustrato biológico que no está presente en la mayoría de los desordenes mentales. Se sugiere la conveniencia práctica de conservar esta distinción. Se señalan las dificultades en las fronteras de la definición de los desordenes mentales con las enfermedades físicas y, muy particularmente, con las crisis existenciales y otras conductas sociales aberrantes no consideradas patológicas. Se analiza la definición de desorden mental, señalando que el DSM IV requiere para el diagnóstico de desorden mental la presencia de disfunciones biológicas --difíciles de demostrar--, y disfunciones psicológicas y conductuales que son básicamente circulares en la descripción. Se presentan las ventajas y desventajas de las definiciones categoriales y dimensionales. Se analizan los esfuerzos conceptuales realizados para distinguir la normalidad de la anormalidad en psiquiatría para evitar el uso de las intuiciones y juicios de valores en esta distinción; se analizan brevemente los métodos estadísticos y los conceptos evolutivos de ?función natural? con los que se intenta presentar criterios ?científicos? y ?objetivos? en la caracterización de los desordenes mentales. También se presentan críticamente el ?naturalismo híbrido? y los mecanismos mentales propuesta por J. Wakefield, y la ?función de Cummins?. Se presenta la importancia de las intuiciones y valores en la determinación de anormalidad de los desordenes mentales, y se muestran los modos como se implementan en los distintos desordenes. Se analizan brevemente el constructivismo en psiquiatría y la crítica de la antipsiquiatría. Se concluye señalando la necesidad, y creciente popularidad, de un acercamiento pragmático con distintos propósitos para las definiciones y clasificación de los desordenes mentales. Se enfatiza la importancia de utilizar metodologías claras y coherentes con presentación de resultados replicables en los estudios clínicos para facilitar la mejor elaboración de las categorías diagnósticas. Se recalca la necesidad de mantener además, una definición y clasificación general de los desordenes mentales, para unificar y ordenar el campo de actividad de la disciplina, favorecer la comunicación, la educación y las investigaciones clínicas.This work begins the analysis of the concept of mental disorder presenting the notions of disease and mental disorder; both characterized by being existential experiences of affliction and personal limitation. However, disease is defined in relation to biological causes that are not usually present in the majority of mental disorders. It is suggested that pragmatically it might be useful to maintain both concepts in psychiatry. The DSM IV definition of mental disorder is analyzed underscoring its requirement of the presence of psychological, behavioral, and biological dysfunction to formulate this diagnosis. The biological dysfunction is absent in the majority of cases; the psychological and behavioral dysfunctions mentioned, are basically the clinical symptoms and sings of the disorder: circularity involved. Categorical and dimensional definitions are compared in terms of advantages and disadvantages. Theoretical concepts used to explain ?objectively? and ?scientifically? the difference between normality and abnormality are analyzed; statistical approaches, the evolutionary concept of ?natural order?, the Wakefield ?hybrid naturalism? and mental mechanisms, and Cummin?s function are critically reviewed. The unavoidable role of intuitions and values to distinguish normality/abnormality in mental disorder is reviewed. Constructivism and Antipsychiatry criticisms are presented. The increasingly popular pragmatic approach to definition and classification of mental disorders is recommended. Keeping a general classification of mental disorders, in spite of the inadequacies of the basic concept, it is necessary to provide order and unity to the study of psychiatry, and to facilitate communication, education, and research.

Palabras clave: Antipsiquiatría, Clasificación de desordenes mentales, Constructivismo, Definición trastorno mental, Desorden mental, Función de Cummins, Función natural, Naturalismo híbrido, Nosología, Pragmatismo y psiquiatría, Trastorno mental

-----

Este archivo no está actualmente disponible para su descarga.

VOLVER

Url corta de esta página: http://psiqu.com/1-4478

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar
psiquiatria.com - Portal número 1 en salud mental en lengua castellana