Última actualización web: 16/07/2020

Bipolaridad y dependencia etílica.

Autor/autores: Verónica Prado Robles , Mario Páramo Fernández
Fecha Publicación: 12/08/2011
Área temática: .
Tipo de trabajo: 

RESUMEN

INTRODUCCIÓN: La dificultad para diagnosticar un Trastorno Bipolar II, se incrementa cuando existe dependencia de alcohol asociado. OBJETIVOS: Describir la evolución de un paciente en sus distintos ingresos, y la dificultad para llegar al diagnóstico. MATERIAL Y MÉTODO: Se describe el curso evolutivo de la enfermedad y cómo la dependencia alcohólica y el deterioro cognitivo que conlleva, dificulta el diagnóstico de bipolaridad y así, su adecuado tratamiento. DISCUSIÓN: Destacar la importancia de pensar en un Trastorno Bipolar ante un cuadro depresivo inicial, evitando pasar por alto elementos de bipolaridad en una depresión de inicio, ya que dificulta elección de estrategias terapéuticas adecuadas, favoreciendo el viraje a hipomanía y a ciclación rápida. CONCLUSIONES: Una adecuada y exhaustiva anamnesis es necesaria para un adecuado diagnóstico del Trastorno Bipolar II, complicado por el consumo de alcohol y el deterioro cognitivo asociado.

Palabras clave: trastorno Bipolar II; alcohol.

-----
VOLVER AL INDICE

Url corta de esta página: http://psiqu.com/1-6799

Contenido completo: Texto generado a partir de PDf original o archivos en html procedentes de compilaciones, puede contener errores de maquetación/interlineado, y omitir imágenes/tablas.

Prado Robles V. Psiquiatria.com. 2011; 15:23.
http://hdl.handle.net/10401/4216

Caso Clínico
Bipolaridad y dependencia etílica
Verónica Prado Robles1*, Mario Páramo Fernández2

Resumen
INTRODUCCIÓN: La dificultad para diagnosticar un Trastorno Bipolar II, se incrementa
cuando existe dependencia de alcohol asociado.
OBJETIVOS: Describir la evolución de un paciente en sus distintos ingresos, y la dificultad para
llegar al diagnóstico.
MATERIAL Y MÉTODO: Se describe el curso evolutivo de la enfermedad y cómo la dependencia
alcohólica y el deterioro cognitivo que conlleva, dificulta el diagnóstico de bipolaridad y así, su
adecuado tratamiento.
DISCUSIÓN: Destacar la importancia de pensar en un Trastorno Bipolar ante un cuadro
depresivo inicial, evitando pasar por alto elementos de bipolaridad en una depresión de inicio,
ya que dificulta elección de estrategias terapéuticas adecuadas, favoreciendo el viraje a
hipomanía y a ciclación rápida.
CONCLUSIONES: Una adecuada y exhaustiva anamnesis es necesaria para un adecuado
diagnóstico del Trastorno Bipolar II, complicado por el consumo de alcohol y el deterioro
cognitivo asociado.
Palabras claves: Trastorno Bipolar II, alcohol.
Abstract
INTRODUCTION: The difficulty in diagnosing Bipolar disorder II, increases when there is
alcohol dependence associated.
OBJECTIVES: To describe the evolution of a patient in their different incomes, and the difficulty
to arrive at a diagnosis.
MATERIAL AND METHOD: describes the evolution of the disease and how the alcohol
dependency and the cognitive deterioration that entails, makes the diagnosis of bipolar disorder
and as well, its proper treatment.
DISCUSSION: To highlight the importance of thinking in a bipolar disorder before a table initial
depressive, avoiding overlooked elements of bipolarity in a depression of start, because that
makes it difficult choice of therapeutic strategies appropriate, favoring the lurch to hypomania
and cyclisation rapid.
CONCLUSIONS: a proper and thorough anamnesis is necessary for a proper diagnosis of
bipolar disorder II, complicated by the consumption of alcohol and the associated cognitive
impairment.

Psiquiatria.com ­ ISSN: 1137-3148
© 2011 Prado Robles V, Páramo Fernández M.

Prado Robles V. Psiquiatria.com. 2011; 15:23.
http://hdl.handle.net/10401/4216

Keywords: Bipolar disorder II, alcohol.

Recibido: 02/05/2011 ­ Aceptado: 27/07/2011 ­ Publicado: 2/08/2011

* Correspondencia: veprad@hotmail.com
1 Programa de Interconsulta y Enlace. Psiquiatra. Complejo Hospitalario de Ferrol.
2 Unidad de Agudos. Psiquiatra. Hospital Provincial de Conxo. Complejo Hospitalario de Santiago.

2

Prado Robles V. Psiquiatria.com. 2011; 15:23.
http://hdl.handle.net/10401/4216

Caso clínico
Varón de 68 años casado, padre de seis hijos que convive con su esposa. Agricultor de profesión,
actualmente pensionista.

Antecedentes familiares:
Su madre se encuentra a tratamiento psiquiátrico sin especificación.
Un hermano con un cuadro psiquiátrico afectivo sin especificar.
El sexto de sus hijos diagnosticado de trastorno esquizoafectivo

Antecedentes Personales:
Embarazo normal a término y parto eutócico sin asistencia médica. Desarrollo psicomotor
normal padeciendo las enfermedades propias de la infancia. Escolarizado con dificultades
importantes en el aprendizaje, completa estudios primarios.
Antecedentes somáticos de HTA, diabetes mellitus, tabaquismo grave, hipercolesterolemia,
hiperlipemia, prostatismo crónico, ulcus duodenal y cirugía de fistula anal.
Definido por su familia como una persona activa y emprendedora.
El paciente es bebedor social con un promedio diario entre 60 y 100 grs. de alcohol, con
periodos breves de abstinencia, tras consejo de su médico de cabecera.
Inicia clínica depresiva a la edad de 56 años, y es tratado por diferentes especialistas con buena
respuesta inicial. Posteriormente la clínica se cronifica, modulada en parte por el consumo
enólico y los diferentes cambios de tratamiento, debidos a las continuas demandas del paciente
y a su actitud hipocondríaca.
Ingresa por primera vez en 1999 con un cuadro de ánimo subdepresivo, bradicinesia, ataxia,
sentimientos de incapacidad, desvalorización, insomnio y angustia. Diagnosticándose de
Trastorno Depresivo Recurrente. Evoluciona con períodos prolongados de eutimia, pero con
múltiples descompensaciones depresivas y recaidas en el abuso de alcohol, que desembocan en
la pérdida progresiva de su actividad social y un deterioro severo en las relaciones familiares.
Ingresa por segunda vez en 2006, predominado los síntomas maniformes con importante
disforia, sin hipermotricidad ni alteraciones sensoperceptivas. Al alta se diagnostica de
Trastorno Bipolar tipo II y se incluye Litio como eutimizante.
Ese mismo año, ingresa por tercera y cuarta vez; permanece estable en su clínica afectiva, pero
el reiterado abuso de alcohol y AINES provocan clínica confusional, con bradipsiquia,
desorientación, amnesia anterógrada, apraxia y desgobierno conductual. Se retira el litio de
forma preventiva, a pesar de encontrarse dentro de los rangos de normalidad, que
posteriormente ante la falta de mejoría de su función cognitiva y la imposibilidad de mantener
la eutimia del paciente se reintroduce en noviembre del 2006. Se diagnostica de Deterioro
cognitivo asociado al alcohol y Síndrome de abstinencia con delirium.

3

Prado Robles V. Psiquiatria.com. 2011; 15:23.
http://hdl.handle.net/10401/4216

Los dos ingresos posteriores están condicionados por un episodio mixto y otro depresivo, que
son estabilizados adecuadamente, pero en la exploración se mantiene la bradipsiquia y el
deterioro cognitivo, con dificultad para las tareas de abstracción y planificación.

Enfermedad actual:
Desde su última estancia en psiquiatría en Febrero del 2007 motivada por irritabilidad y
múltiples quejas somáticas que generan gran sobrecarga familiar, se acentúa la bradipsiquia y
bradicinesia, evolucionando a un cuadro depresivo franco, con irritabilidad, desvalorización,
desesperanza, sentimientos de inutilidad, astenia, inhibición, tendencia a la clinofilia,
necesidades de ayuda para la vida diaria, múltiples demandas, quejas somáticas e ideación
autolítica
La familia refiere gran ansiedad por parte del paciente ante la conciencia de su déficits
cognitivos, que influyen en su autodepreciación y alteran su capacidad de convivencia
motivando la solicitud de un nuevo internamiento.
En las pruebas complementarias realizadas en este internamiento, el hemograma, bioquímica,
así como hormonas tiroideas son normales. Se solicitan niveles de Litio, reajustándose el
tratamiento hasta alcanzar rangos terapeuticos.
En la radiografía de tórax se descarta patología, en el TAC craneal y RNM no hay datos de
atrofia cerebral, ni lesiones agudas en el estudio de difusión.
En el Informe psicométrico destaca discreta desorientación espacio-temporal. Severo déficit en
evocación de palabras y aprendizajes mnésicos, con fabulaciones en tareas de memoria verbal de
textos. En las praxias motoras déficit en la compresión de órdenes, ejecuciones bilaterales,
tareas secuenciales y coordinación recíproca. Déficit visuo-perceptivos. Severos déficit en la
capacidad de abstracción verbal. Severo déficit en las tarjetas de Wisconsin.
Durante su estancia en la unidad de Agudos manifiesta una actitud demandante con numerosas
quejas somáticas reiteradas. Se reajustan las dosis de litio, como hemos mencionado
anteriormente, hasta alcanzar rangos de normalidad y se mantiene el tratamiento con
antidepresivos y neurolépticos. La escasa respuesta a estos psicofármacos hace necesario iniciar
sesiones de TEC, con estalibización en 10º, recibiendo un total de 13 TEC.
Al alta presenta buena reactividad emocional, ánimo estable y mejora de la interacción social,
con desaparición la ideación autolítica. Sin embargo, persiste cierta bradicinesia.

Diagnóstico:
·

Trastorno Bipolar actuamente en remisión (F31.7 OMS CIE 10ª)

·

Deterioro Cognitivo asociado al alcohol (F10.47 OMS CIE 10ª)

·

Síndrome de abstinencia con delirium (F40.00 OMS CIE 10ª)

·

Síndrome de dependencia alcohol (F10.2 OMS CIE 10ª)

4

Prado Robles V. Psiquiatria.com. 2011; 15:23.
http://hdl.handle.net/10401/4216

Tratamiento al alta:
Litio 400 mg ½-0-1/2; Clomipramina 75mg. 2-1-0; Levomepromazina 100mg. 0-0-1/2;
Ketazolam 45 mg. 0-0-1; Rexer flax 30mg. 0-0-1.

Discusión:
Queremos destacar la importancia de pensar en un Trastorno Bipolar ante un cuadro depresivo
inicial, evitando pasar por alto elementos de bipolaridad en una depresión de inicio, ya que
dificulta elección de estrategias terapéuticas adecuadas, favoreciendo el viraje a hipomanía y a
ciclación rápida1 .Algunas de las razones son la infravaloración de la hipomanía con el
consiguiente diagnostico de depresión unipolar en bipolares, y el solapamiento de
características clínicas propias de otros trastornos psiquiátricos 2.
En este caso, la dependencia alcohólica dificulta el diagnóstico de bipolaridad. Además el
deterioro cognitivo que genera el alcohol con el tiempo y los episodios confusionales derivados
del consumo, dificulta el esclarecimiento del diagnóstico y el tratamiento.
Aunque el alcoholismo sintomático es frecuente entre las personas con depresión crónica, la
magnitud de la asociación entre ambos trastornos varía considerablemente según los estudios
observados3. Sacco P. y cols.4 demuestran que la depresión mayor junto a otros factores de
riesgo como el ser fumador o hijo de un padre alcohólico, aumentan el riesgo de dependencia
alcohólica. En el caso que nos ocupa, es posible que un diagnóstico precoz y la inclusión de
eutimizantes, mejorasen la clínica afectiva y ayudasen a prevenir el alcoholismo que ha sido
determinante en la evolución.
Estudios como el de Gassab y cols.5 concluyen que los factores predictores de bipolaridad son la
historia familiar de bipolaridad, y la presencia de inhibición psicomotriz, presentes en nuestro
paciente, así como la hipersomnia, que no aparece en nuestro caso.
Concluimos que la imposibilidad de indentificar pacientes bipolares que no han presentado
ningún episodio maníaco o hipomaníaco, constituye un grave problema desde el punto de vista
terapeutico6.

5

Prado Robles V. Psiquiatria.com. 2011; 15:23.
http://hdl.handle.net/10401/4216

Referencias
1. Bourgeois ML. The bipolar spectrum of depressions. En: Vieta E. ed. Bipolar Disorders. Clinical and therapeutic
progress. Madrid: Panamericana, 2001; 113-126.
2. Dunner DL. Clinical consequences of under-recognized bipolar spectrum disorder. Bipolar Disorders 2003; 5: 456463.
3. Myrna M.. Weissman, PH. D., and Jerome K. Myers. Ph. D. Clinical Depression in Alcoholism. Am J. Psychiatry 137:3,
March 1980.
4. Sacco P., Bucholz KK., Spitznagel EL. Alcohol use among older adults in the National Epidemiologic Survey on
Alcohol and Related Conditions: a latent class analysis. J Stud Alcohol Drugs. 2009 Nov;70(6):829-38.
5.Gassab L, Mechri A, Gaha L, Khiari G, Zaafrane F, et al.; Bipolarity correlated factors in major depression: about 155
Tunisian inpatients. Encephale 2002;28(4):283-9
6. Bourgeois ML. The Bipolar spectrum of depressions. En: Vieta E, ed. Bipolar Disorders. Clinical and therapeutic
progress. Madrid: Panamericana,2001; 113-126.

Cite este artículo de la siguiente forma (estilo de Vancouver):
Prado Robles V, Páramo Fernández M. Bipolaridad y dependencia etílica. Psiquiatria.com
[Internet]. 2011 [citado 12 Ago 2011];15:23. Disponible en: http://hdl.handle.net/10401/4216

6

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar
psiquiatria.com - Portal número 1 en salud mental en lengua castellana