PUBLICIDAD
Última actualización web: 03/02/2023

Psichometric characteristics of the Social Motivation Test.

Autor/autores: Marhilde Sánchez de Gallardo , Ligia Pirela de Faría
Fecha Publicación: 20/06/2011
Área temática: .
Tipo de trabajo: 

RESUMEN

Se determinó la confiablidad, validez y normas de las pruebas de Motivaciones Sociales utilizadas en 314 estudiantes de Educación mención Orientación de la Universidad del Zulia. La confiabilidad se calculó mediante el método de división por mitades y la consistencia interna Alpha, resultando coeficientes de 0.81 y 0.84 para la motivación al logro, 0.73 y  0.82 para la motivación al poder  y 0.65  y de 0.80 para la motivación de afiliación La validez concurrente se determinó correlacionando los puntajes con el rendimiento académico, siendo los resultados 0.37 con Logro, media baja y significativa, -0.02 con Poder, baja y no significativa, y de -0.18, con afiliación, negativa baja y significativa. Las normas permiten la interpretación de los puntajes en estos estudiantes.

Palabras clave: motivaciones sociales; prueba; confiabilidad; validez; normas.


VOLVER AL INDICE

Url corta de esta página: http://psiqu.com/1-6773

Contenido completo: Texto generado a partir de PDf original o archivos en html procedentes de compilaciones, puede contener errores de maquetación/interlineado, y omitir imágenes/tablas.

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

Artículo original
Propiedades psicométricas de la prueba de Motivaciones
Sociales
Psichometric characteristics of the Social Motivation Test

Marhilde Sánchez de Gallardo1*, Ligia Pirela de Faría2*
Resumen
Se determinó la confiablidad, validez y normas de las pruebas de Motivaciones Sociales
utilizadas en 314 estudiantes de Educación mención Orientación de la Universidad del Zulia. La
confiabilidad se calculó mediante el método de división por mitades y la consistencia interna
Alpha, resultando coeficientes de 0.81 y 0.84 para la motivación al logro, 0.73 y 0.82 para la
motivación al poder y 0.65 y de 0.80 para la motivación de afiliación La validez concurrente se
determinó correlacionando los puntajes con el rendimiento académico, siendo los resultados
0.37 con Logro, media baja y significativa, -0.02 con Poder, baja y no significativa, y de -0.18,
con afiliación, negativa baja y significativa. Las normas permiten la interpretación de los
puntajes en estos estudiantes.
Palabras claves: Motivaciones sociales, prueba, confiabilidad, validez, normas.
Abstract
Reliability, validity and norms were determined at the Social Motivation Test in 314 educational
counseling students of the University of Zulia. The Reliability factor was established by the
method of half division and alpha internal consistency, giving coefficients of 0.81 and 0.84 to
achievement motivation, 0.73 and 0.82 to power motivation, 0.65 and 0.80 for the membership
motivation. The validity of the instrument was established by correlating the scores with
academic achievement; results were 0.37 with Achievement, low-medium, -0.02 with power,
low and non significant, and -0.18 with affiliation, negative low and significant. The norms are
used to interpret the test puntuations.
Keywords: Social motivation, test, reliability, validity, norms

Recibido: 17/05/2011 ­ Aceptado: 20/05/2011 ­ Publicado: 20/06/2011

* Correspondencia: marsanchezg@gmail.com, marsanchezg@cantv.net, ligiapirela@hotmail.com,
ligia.pirela@gmail.com
1Universidad del Zulia (LUZ). Psicóloga, Magister en Orientación. Doctora en ciencias Gerenciales.
Maracaibo, Venezuela
2 Universidad del Zulia (LUZ). Psicóloga, Magister en gerencia. Doctora en ciencias Humanas. Maracaibo,
Venezuela.

Psicologia.com ­ ISSN: 1137-8492
© 2011 Sánchez de Gallardo M, Pirela de Faría L.

1

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

Introducción
La motivación humana ha sido bastante estudiada, DuBrin (2008: 170) la describe
como "un estado interno que conduce a esforzarse para alcanzar un objetivo", y Feldman (2006)
como los factores que dirigen y activan el comportamiento, mientras Santrock (2006) refiere
que incluye procesos que dan energía, dirigen y mantienen la conducta.
Al respecto, diferentes posturas psicológicas explican la motivación de distintas
maneras; en esta investigación se abordan las motivaciones sociales, las cuales comenzó a
estudiar David Mc. Clelland, utilizando la prueba de apercepción temática (T.A.T.) para
explorar las necesidades fundamentales de los individuos encontrando tres: logro, afiliación y
poder. Además del análisis individual, efectuó investigaciones en empresas y países, donde se
constató que en aquellas organizaciones donde en los gerentes prevalecía la motivación al logro
eran productivas y en cualquier empresa, los individuos con mayor motivación al logro,
revelaban mayor rendimiento en su trabajo.
En Venezuela, se han realizado varios estudios en los cuales se encontró en el país, en
primer lugar, la motivación al poder; en segundo lugar la motivación de afiliación y en tercer
lugar, la motivación al logro. Particularmente Mc Clelland (1970) analizó 869 muestras tomadas
del material venezolano (cuentos folklóricos tradicionales, textos escolares de escuelas
primarias, discursos de gobernantes, revistas infantiles y material de radio y televisión), donde
se codificaron simultáneamente las tres motivaciones sociales con profesionales adiestrados,
con el mismo resultado en las tres épocas y en todos los materiales analizados, el cual es un
perfil similar a un país que se desarrolla a un paso económico lento.
Aunado a esto, los investigadores del Centro de Investigaciones Psicológicas (C.I.P.) de
la Universidad de los Andes, entre ellos, Romero, Salom de Bustamante, Morales de Romero,
D`Anello, e investigadores asociados, han realizado estudios con alumnos universitarios de
diferentes regiones del país, en diversidad de carreras, con profesores de institutos pedagógicos,
politécnicos, universidades; orientadores, profesionales adscritos a la División de Desarrollo
Social y Cultural de la Corporación Venezolana de Guayana o a la División de Proyectos
Agrícolas de la Corporación de los Andes, caficultores, supervisores de compañías de vigilancia y
protección de la región andina, destacando en sus estudios que la motivación de logro del
Venezolano, es significativamente menor a la obtenida en sujetos de países desarrollados
(Romero, 1999).
En el contexto educativo, se han estudiado sobre las motivaciones sociales en los
alumnos o estudiantes y su vinculación con el rendimiento académico. En este sentido, las
autoras Sánchez de Gallardo y Pirela de Faría (2006) efectuaron una investigación cuyo objetivo
fue determinar si existen diferencias entre los grupos de altas y bajas motivaciones sociales
(logro, poder y afiliación) en relación al rendimiento académico de estudiantes del primer
semestre de diferentes menciones de la carrera de educación de la Universidad del Zulia. Fue un
estudio de tipo descriptivo, de campo con un diseño no experimental transeccional. La muestra
estuvo integrada por alumnos de las menciones preescolar, básica integral y biología,
seleccionadas al azar de las 11 ofrecidas por dicha casa de estudio y conformada por 126
estudiantes, 14 masculinos y 112 femeninos, con edades entre 16 y 43 años y un promedio de 20
años de edad. Se aplicaron los inventarios de Motivación al Logro (MLP), Afiliación (MAFI) y
Poder (MPS) de Romero y Salom (1990). Se determinó la confiabilidad de dichos instrumentos
a través del método Alpha de Cronbach, resultando un coeficiente de 0.79 para el inventario
MLP, 0.77 para MAFI y 0.84 para MPS. Se utilizaron estadísticas descriptivas y la prueba t de
Student para determinar diferencias en el rendimiento académico, entre los grupos alto y bajo
en las motivaciones al logro, poder y afiliación, aplicando el paquete estadístico SPSS. Solo se

2

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

encontraron diferencias significativas entre los grupos extremos en la motivación a la afiliación,
siendo el rendimiento académico mayor en aquellos estudiantes con alta motivación a la
afiliación.
En otra investigación expuesta en el Congreso Internacional de la Asociación
Internacional de Orientación Educativa y Profesional, Universidad de Pádua, Italia, se
analizaron 288 estudiantes de educación, 50 masculinos y 238 femeninos, cuyas edades
oscilaron entre 16 y 37 años, con edad predominante de 17 años, correspondientes a las
menciones Historia, Biología, Pre-escolar, Geografía y Básica Integral. Se utilizaron igualmente
los inventarios de Motivación al Logro (MLP), Afiliación (MAFI) y Poder (MPS) de Romero y
Salom (1990). Se determinó la confiabilidad de dichos instrumentos a través del método Alpha
de Cronbach, resultando un coeficiente de 0.65 para el inventario MLP, 0.79 para MAFI y 0.73
para MPS, y por medio del método de división por mitades, obteniendo un coeficiente de 0.72
para el inventario MLP, 0.71 para MAFI y 0.84 para MPS.
Asimismo, se determinaron las estadísticas descriptivas para las variables Inteligencia,
motivaciones sociales y rendimiento académico, y los coeficientes de correlación rho de
Spearman entre dichas variables. En cuanto a las motivaciones sociales, el promedio en la
motivación al logro fue de 107,3, el cual se interpreta como alto. En la motivación a la afiliación
el promedio fue de 73,6, también categorizada como alta y en la motivación al poder fue de 71,3,
ubicada en la categoría media. El rendimiento académico fue de 15,1, en la escala de 1 a 20, se
ubica en la categoría bueno.
Se encontró una relación significativa, aunque baja entre la motivación al logro y el
rendimiento académico (0,33) y no se evidenció relación alguna entre la motivación a la
afiliación (-0,07) y el poder (-0,01) con el rendimiento académico (Sánchez de Gallardo y Pirela
de Faría, 2007).
Como puede evidenciarse, los resultados respecto a la vinculación de la motivación al
logro y el rendimiento académico son diferentes. En el de los estudiantes de educación del
primer semestre el rendimiento académico se vinculó con la motivación de afiliación, mientras
que en el otro estudio, se correlacionó con la motivación al logro.
Posteriormente las autoras efectuaron un estudio con el objetivo de describir las
motivaciones sociales: logro, poder y afiliación de los estudiantes de Educación mención
Orientación de la Universidad del Zulia, y establecer su relación con el rendimiento académico.
La investigación fue descriptiva, correlacional, de campo. Se efectuaron aplicaciones colectivas
a 314 estudiantes de todos los semestres, de dicha mención, con edades de 16 a 49 años y
promedio de 21 años y los datos se analizaron utilizando estadísticas descriptivas para cada
prueba y sus correlaciones.
Se encontró que la motivación al logro tuvo como promedio 110.7, el cual se ubica en el
nivel alto, con media dispersión de los puntajes, la motivación al poder con un promedio de
67.5 ubicado en el nivel medio, con desviación estándar media y la motivación a la afiliación,
con promedio de 68.2 ubicado en la categoría alta, con desviación interpretada como media. La
correlación entre la motivación al logro y rendimiento académico fue 0.37 (media alta), con la de
poder -0.02 (nula) y de -0.18 (negativa baja) con la afiliación.
Los instrumentos estandarizados antes mencionados: MLP ( motivación al logro), MAFI
(motivación de afiliación) y MPS ( motivación de poder), de Romero y Salom ( 1990), con una
escala Likert, de seis alternativas de respuesta han sido utilizados en diversos estudios
efectuados por las autoras y otros investigadores, no obstante, resulta imperioso indagar de
manera exhaustiva sobre los mismos, con el propósito de verificar sus propiedades

3

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

psicométricas: confiabilidad, validez y normas, tomando en cuenta los diferentes resultados
encontrados, y la limitación que existe a la hora de dar interpretación a los resultados.
De esta manera se plantea como hipótesis de investigación la siguiente: Los
cuestionarios de Motivación al logro (MLP), Motivación a la afiliación (MAFI) y Motivación al
poder (MPS) son confiables y válidos para su aplicación a los estudiantes de educación, así como
requieren normas para su interpretación.

1.

Propiedades Psicométricas.

Hernández, Fernández y Baptista (2006) definen la medición como el proceso de vincular
conceptos abstractos con indicadores empíricos. Dicha definición incluye dos consideraciones,
la primera, desde el punto de vista empírico, se refiere a que el centro de atención es la
respuesta observable y la segunda, desde la perspectiva teórica, se vincula con que el interés se
sitúa en el concepto subyacente no observable, representado por la respuesta. En el mencionado
proceso, el instrumento de medición o de recolección de los datos, desempeña un papel
fundamental y son descritos por los autores como el recurso que utiliza el investigador para
registrar información o datos sobre las variables de interés. Así mismo, Rodríguez y Pineda
(2003, citado por Pelekais, Finol, Newman y Parada, 2005), lo describen como el recurso del
que se vale el investigador para acercarse a la realidad y extraer información sobre su objeto de
estudio. Dichos autores también señalan su utilidad en el registro de datos objetivos o
subjetivos, primarios o secundarios, que se encuentran en el contexto estudiado.
Pelekais, et al (2005) por su parte, enuncian la importancia de cumplir con el proceso
técnico de confiabilidad y validez en toda prueba o instrumento de carácter científico. Ningún
instrumento de medición puede tener valor a menos que mida algo en forma consistente o
confiable. Por ello, otro de los primeros aspectos que deben determinarse es si las pruebas son lo
suficientemente confiables o no para medir aquello para lo cual se creó.
Asimismo, Chávez (2007, p.203) define la confiabilidad como el "grado de congruencia
con que se realiza la medición de una variable". Si en ausencia de cualquier cambio permanente
en una persona (producto del crecimiento, aprendizaje, enfermedad o accidente) las
calificaciones de las pruebas varían en gran medida de tiempo en tiempo o en diferentes
situaciones, es probable que la prueba no sea confiable y no pueda utilizarse para explicar o
realizar predicciones sobre el comportamiento de las personas (Aiken, 2003).
Igualmente, Münch y Ángeles ( 2003, p. 55 ) definen la confiabilidad como "la
estabilidad, consistencia y exactitud de los resultados", considerándola siempre como un intento
por procurar que los resultados obtenidos por el instrumento sean similares si se vuelven a
aplicar sobre las mismas muestras en igualdad de condiciones.
En este sentido, Santrock (2004) señala que una prueba estable y consistente no debe
fluctuar de manera significativa debido a factores aleatorios como: cuánto durmió la noche
anterior la persona que respondió la prueba, quién es el examinador o cuál es la temperatura
del lugar donde se aplica la prueba.
Según Papalia y Olds (2004) se han diseñado varios métodos estadísticos para estimar el
grado de confiabilidad de las mediciones: fiabilidad test-retest, formas paralelas y de división
por mitades. En la fiabilidad test-retest, se aplica la misma prueba al mismo grupo o persona
más de una vez. El método de formas alternativas o paralelas del test, con elevadas similitudes
en formato, contenido y nivel de dificultad. El otro método, utilizado en esta investigación es el

4

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

método de las dos mitades, mitades partidas o split-halves; el cual requiere una sola aplicación,
especificado por Hernández et al (2006) como la comparación entre las dos mitades del
conjunto total de itemes o componentes. Gregory (2001) expone su utilidad para estimar la
correlación de los pares de puntuaciones obtenidas de mitades equivalentes de una prueba
administrada en una única oportunidad a una muestra representativa de examinados,
específicamente consiste en calcular una "r" de Person entre las puntuaciones de las dos mitades
equivalentes de la prueba, e implica un paso adicional: ajustar la confiabilidad utilizando la
fórmula Spearman ­Brown.
Así mismo, el coeficiente alfa consiste en la media de todos los posibles coeficientes por
mitades, corregidos según la fórmula Spearman ­Brown, la cual es un índice de consistencia
interna de los reactivos, es decir, la tendencia a correlacionarse en sentido positivo entre sí. Por
lo general, el test se divide en dos partes, correspondientes a las preguntas pares e impares,
dicho método genera una medida de consistencia interna del test.
En esta investigación se utiliza este último método descrito para comprobar la
confiabilidad de la aplicación de las pruebas MLP, MPS y MAFI, al ser administrada a
estudiantes de educación, mención orientación.
Por otra parte, es importante destacar que la confiabilidad es un elemento necesario, pero
no suficiente, de una buena prueba; de manera que, además de ser confiables, las pruebas deben
ser precisas de una manera razonable; es decir, deben ser válidas ( Cohen y Swerdlik, 2006).
La validez, Hernández et al. (2006) la definen como "el grado en el que un instrumento
realmente mide la variable que pretende medir" (p.277). De dicho concepto pueden presentarse
distintos tipos de evidencia, la vinculada con el contenido, la relacionada con el criterio y la
referida al constructo.
La validez de criterio, según Cohen y Swerdlink ( 2006) es un juicio de cuán
adecuadamente puede ser utilizada la puntuación de una prueba para inferir la posición más
probable de un individuo con respecto a cierta medida de interés, es decir el criterio. También
Hernández et al. (2006) señalan que el criterio externo es un estándar con el que se juzga la
validez del instrumento. Mientras los resultados del instrumento de medición se relacionen más
al criterio, su validez será mayor.
Se exponen dos tipos de evidencia de la validez relacionada con el criterio: La validez
concurrente y la predictiva. La validez concurrente para Cohen y Swerdlink (2006) consiste en
un índice del grado en que se relaciona la puntuación de la prueba con alguna medida de criterio
obtenida al mismo tiempo que la puntuación. Las declaraciones de validez concurrente indica
el grado en que las puntuaciones de una prueba pueden servir para estimar la posición actual
de un individuo frente a un criterio. Una vez que se ha establecido la validez de inferencia de las
calificaciones, la prueba puede proporcionar una forma más rápida y menos costosa para ofrecer
una decisión de clasificación o un diagnóstico, lo cual la hace atractiva para futuros usuarios, en
cuanto a disminuir dinero y tiempo profesional.
En cuanto a la validez predictiva, según Hernández et al (2006) consiste en un índice del
grado en que las puntuaciones de una prueba pronostican alguna medida de criterio en el
futuro. En la presente investigación, se determinó la validez concurrente de la prueba
Motivaciones Sociales, relacionándola con el rendimiento académico de los estudiantes.
Para Feldman (2006) la validez y la confiabilidad de una prueba son requisitos para una
evaluación precisa de inteligencia, así como para cualquier otra medición que realicen los
psicólogos, como en esta investigación, las motivaciones sociales. Reseña el autor, que

5

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

suponiendo la validez y confiabilidad de una prueba, se necesita interpretar el significado de la
puntuación: el establecimiento de normas.
Las normas son criterios de desempeño en las pruebas que permite comparar la
puntuación de una persona en una prueba, con las puntuaciones de otras personas a quienes se
les administró la misma prueba. Aquellas pruebas para las que se han desarrollado normas, se
denominan pruebas estandarizadas.
El autor plantea que para el desarrollo de las normas, los diseñadores de pruebas calculan
la puntuación promedio de un determinado grupo para el cual se elaboró el instrumento y
determinan en que grado difiere la puntuación de cada persona con respecto a las puntuaciones
de los demás que se sometieron anteriormente a la prueba, de manera que las personas
evaluadas, están en posibilidades de considerar el significado de sus puntuaciones naturales en
relación con la de otros que también hicieron la prueba, lo cual brinda una idea cualitativa de su
desempeño.
Es importante destacar que las muestras de las personas evaluadas empleadas en el
establecimiento de normas son cruciales para el proceso de normalización, tomando en cuenta
que la gente cuyos valores sirven para determinar las normas debe ser representativa de los
individuos a quienes se dirige la prueba.
Al respecto, existen diferentes grupos normativos, manifestados por Hogan (2004)
como: Normas nacionales, normas internacionales, grupos normativos convenientes, normas de
usuarios, normas de subgrupos, normas locales y normas institucionales. Las normas
nacionales son aquellas basadas en un grupo que sea representativo del segmento de la
población del país para la cual se ideó la prueba: adultos, niños en octavo grado, personas que
quieran ingresar a la universidad. Por lo general, el grupo o población meta se define junto con
la finalidad de la prueba. Las internacionales, provenientes de varios países, quienes optaron
por participar en estos estudios, por lo general de naciones económicamente avanzadas; los
grupos normativos convenientes, se refieren a grupos que provienen de un solo lugar geográfico,
por lo general homogéneos en cuanto a antecedentes culturales y quizá limitados en términos
de rangos de edad, nivel educativo y otras variables importantes.
También, las normas de los usuarios, basadas en cualquier grupo que en realidad se
somete a la prueba, por lo general en un periodo específico. No es un intento a priori por
asegurar que el grupo sea representativo de alguna representación bien definida. Constituyen,
en realidad, una modalidad de norma conveniente. Además, las normas de subgrupos extraídos
del grupo normativo en su totalidad, por ejemplo, sexo, raza, grupo socioeconómico, grupo
ocupacional o región geográfica, útiles cuando hay diferencias sustanciales entre los subgrupos
en la variable que mide la prueba. Las normas locales, provenientes de personas que están en
situación local, por lo general presentadas en percentiles y las normas institucionales,
sustentadas en promedios de individuos dentro de organizaciones. En resumen, dependiendo
del objetivo de la evaluación psicológica, es posible preferir utilizar un tipo de norma u otra.

2. Motivaciones sociales.
Robbins (2004) define la motivación como los procesos que dan cuenta de la
intensidad, dirección y persistencia del esfuerzo de un individuo por conseguir una meta. Dicha
definición contempla tres elementos fundamentales: intensidad, dirección y persistencia. La
intensidad consiste en cuanto se esfuerza una persona, la cual debe canalizarse en una dirección
que genere beneficios, por lo que hay que considerar tanto la calidad del esfuerzo como su

6

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

intensidad. El esfuerzo a utilizar es el que se dirige hacia las metas previstas y es congruente con
ellas. Además, la motivación tiene una inclinación a la persistencia, que es la medida de cuánto
tiempo sostiene una persona su esfuerzo. Los individuos motivados se aferran a una tarea lo
suficiente para alcanzar la meta.
Según Morris y Maisto (2005) consiste en una necesidad o deseo específico que activa al
organismo y dirige la conducta hacia una meta. Santrock (2004) refiere que la motivación
mueve a las personas a comportarse, a pensar y sentir en la forma en que lo hacen, siendo el
comportamiento motivado activado, dirigido y sostenido.
En este orden de ideas, Robbins y Coulter (2005) exponen una teoría contemporánea
sobre motivación, con grados aceptables de apoyo de investigación válido: La teoría de las tres
necesidades de David McClelland, la cual afirma que dichas necesidades son adquiridas, no
innatas y son motivos importantes en la conducta de las personas. Robbins (2004) también
refiere que las necesidades humanas se aprenden durante la vida. Santrock (2006) igualmente
plantea que consisten en necesidades y deseos que se aprenden a través de la experiencia con el
mundo social.
En este sentido, Newstrom (2007) señala que la gente tiende a desarrollar ciertos
impulsos motivadores producto del ambiente cultural en que vive, los cuales afectan la forma
como los individuos enfocan su vida. Gran parte del interés en estos modelos de motivación se
generó a partir de la investigación de David Mc. Clelland de la Universidad de Harvard. Este
autor desarrolló una clasificación que subraya tres de los más dominantes impulsos y señaló su
significado para la motivación. Sus estudios revelaron que los impulsos motivadores de las
personas reflejaban los elementos de la cultura en la que había crecido: su familia, escuela,
iglesia y libros. En la mayoría de las naciones uno o dos de los patrones de motivación tendían
a estar muy arraigados entre las personas, porque habían crecido en ambientes similares.
La investigación de McClelland se enfocó en los impulsos del logro, afiliación y poder y se
inició según Feldman (2006) cuando se mostró a los individuos imágenes ambiguas del test
de Apercepción temática (TAT) y el examinador solicitó respuestas sobre narrar una historia
sobre las imágenes, que ocurre, quienes son los personajes, que provocó esa situación, que
pensaban o querían los personajes y que sucedería a continuación. Posteriormente, con un
sistema de calificación estándar, los investigadores determinan la cantidad de imágenes de logro
en las historias y sus comentarios fueron calificados de acuerdo con la intensidad con la que
reflejaban el impulso.
Se supone que la inclusión de imágenes relacionadas con la consecución de objetivos en
las historias de los participantes indica un grado elevado de interés en el logro y en
consecuencia, una necesidad relativamente fuerte de él. Según Morris y Maisto (2005) se
encontró que las personas cuyas historias reflejan una motivación alta hacia el logro tienen una
esperanza más fuerte de tener éxito que su temor al fracaso, son corredores de riesgos
moderados más que altos o bajos y persisten en el esfuerzo cuando las tareas se vuelven difíciles.
De allí que Feldman (2006) conceptualiza la motivación al logro como una característica
aprendida y estable en la que la persona obtiene satisfacción al esforzarse por alcanzar un nivel
de excelencia y conseguirlo. Newstrom (2007) la concibe como un impulso que estimula a
algunas personas para que persigan y alcancen sus metas. Un individuo con este impulso desea
alcanzar objetivos y ascender por la escalera del éxito; siendo el logro visto como algo
importante principalmente por sí mismo, no sólo por la recompensas que lo acompañan.
Robbins y Coulter (2005) exponen como características de las personas con alto
impulso de logro: Luchan por obtener logros personales más que por símbolos y recompensas

7

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

del éxito, tienen el deseo de hacer algo mejor o de o de manera más eficiente que como se ha
hecho antes, prefieren trabajos que ofrecen responsabilidad personal para encontrar soluciones
a problemas, en los que puedan recibir una retroalimentación rápida e inequívoca sobre su
desempeño con el propósito de saber si están mejorando y en los que puedan establecer
objetivos moderadamente desafiantes; no son jugadores, no les gusta lograr el éxito por
casualidad, se sienten motivados y prefieren el reto de trabajar con un problema y aceptar la
responsabilidad personal del éxito o el fracaso.
Así mismo, Ríos (2008) presenta como principales características del comportamiento
típico, de la motivación al logro, ( adaptados de Fernández-Abascal, Martín y Domínguez,
2001): Búsqueda activa del éxito en el rendimiento profesional, asumiendo riesgos, aunque sin
exceder sus capacidades reales; conductas emprendedoras, con interés en los negocios o
actividades empresariales; asumen responsabilidades de los propios comportamientos; interés
por la información sobre su desempeño; búsqueda activa de nuevas formas de realizar las tareas
que conduzcan al objetivo deseado; ejecución más eficaz en las tareas que les resulten
desafiantes; mejor rendimiento ante tareas que suponen motivación intrínseca; preferencia por
tareas de dificultad moderada; se evitan riesgos extremos, aunque asumiendo muchos riesgos
calculados.
Por otra parte, Robbins y Coulter (2005) describen la motivación de afiliación, como el deseo
de tener relaciones interpersonales amistosas y cercanas. Feldman (2006: 321) también la
describe como un interés por establecer y mantener relaciones con los demás. Newstrom (2007)
la enuncia como un impulso para relacionarse socialmente con las personas. Señala que la gente
orientada hacia el logro trabaja con más intensidad, cuando sus superiores les proporcionan
una evaluación detallada de su conducta, mientras que las personas inclinadas a la afiliación
trabajan mejor cuando se les elogia por sus conductas favorables y su cooperación.
Adicionalmente, Robbins (2004) refiere que los individuos con grandes afanes de afiliación se
esfuerzan por hacer amigos, prefieren las situaciones de cooperación que las de competencia y
esperan relaciones de mucha comprensión recíproca.
Ríos ( 2008) presenta como principales características del comportamiento típico, de la
motivación de afiliación, ( adaptados de Fernández-Abascal, Martín y Domínguez, 2001):
Aumento de la participación en conversaciones de pequeños grupos; estilo de vida y vivienda
que facilite el contacto social; elección de compañeros y amigos para la realización de
actividades en grupo, independientemente de que sean más o menos competentes en la tarea;
búsqueda activa de los demás; aumento de las relaciones amorosas y temprana convivencia en
pareja; reducción del tiempo en que está solo; evita comentarios susceptibles de promover
divisiones en el grupo en el que se encuentren.
De igual forma, Feldman (2006) explica que quienes tienen una mayor necesidad de
afiliación son particularmente sensibles a las relaciones con los demás, desean estar con amigos
la mayor parte del tiempo y solos menos a menudo, en comparación con quienes sienten menos
esta necesidad.
Por otro lado, según Newstrom (2007) la motivación al poder es un impulso para influir
en la gente, asumir el control y cambiar situaciones. Las personas motivadas hacia el poder
desean causar un gran efecto en las organizaciones donde se desenvuelven y están dispuestas a
asumir riesgos con este propósito; una vez que obtiene el poder, pueden usarlos con fines
destructivos o constructivos.
Robbins (2004) la describe como el deseo de tener impacto, de ejercer influencia y
controlar a los demás. Plantea que los individuos con gran necesidad de poder luchan por

8

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

influir en los demás, prefieren encontrarse en situaciones de competencia y posición y están más
interesados en el prestigio y en ganar influencia sobre los demás que en el desempeño eficaz.
Feldman (2006, p. 321) la conceptualiza como la tendencia a buscar ejercer un efecto, control o
influencia en los demás y a que lo perciban como un individuo poderoso.
Asimismo, Ríos (2008) presenta como principales características del comportamiento
típico de la motivación de poder (adaptados de Fernández-Abascal, Martín y Domínguez,
2001): Intención de convencer y persuadir a los demás acerca de diversas cuestiones, llegando
incluso a elegir actividades profesionales donde se pueda ejercer influencia sobre otras
personas, manifestación de comportamientos asertivos, competitivos y agresivos; ejecución de
conductas cuyo objetivo es lograr prestigio ante los demás, utilización para su propio beneficio
de los miembros del grupo al que pertenecen. También refiere que pueden convertirse en
buenos líderes, cuando su comportamiento se oriente a la tarea, eludiendo el beneficio personal.

Metodología
Se realizó una investigación de tipo descriptiva, correlacional, con un diseño no
experimental, de campo, transeccional. Se llevó a cabo en Venezuela, con la participación de 314
estudiantes de la mención, 30 masculino (9.5%) y 284 femenino (91.5%), cursantes de la
totalidad de los semestres de la carrera, de 16 a 49 años, con edad promedio de 21 años, en
diversos años de escolaridad en la Universidad, desde primer a décimo semestre, con diferentes
modalidades de ingreso a la Universidad del Zulia: vía Consejo Nacional de Universidades o
C.N.U. y modalidades de cambios de carrera, equivalencias, carreras simultáneas. No se
discriminó en los participantes el nivel socioeconómico.
En cuanto a la técnica e instrumentos de recolección de datos, en el estudio se aplicaron
los inventarios de Motivación al Logro (MLP), Afiliación (MAFI) y Poder (MPS) de Romero y
Salom, (1990) que utilizan una escala Likert con 6 alternativas de respuesta (Completamente de
acuerdo, moderadamente de acuerdo, ligeramente de acuerdo, ligeramente en desacuerdo,
moderadamente en desacuerdo y completamente en desacuerdo). El MLP consta de 24 ítems y
presenta como indicadores: metas (ítems del 1 al 8), Instrumentación (ítems del 9 al 14),
compromiso con la tarea (ítems del 15 al 18)y creencias facilitadoras del logro (ítems del 19 al
24). El MPS, de 20 itemes, posee como indicadores el poder benigno (ítems del 1 al 5 y 16 al 20)
y poder explotador (ítems del 6 al 15) y el MAFI, con 16 itemes, tiene como indicadores la
afiliación básica (ítems del 1 al 8)y la afiliación al trabajo (ítems del 9 al 16).
Las pruebas se administraron de manera colectiva. Se leyeron con detenimiento las
instrucciones, en cuanto a como responder los ítemes y la no existencia de tiempo límite para
culminarlas. Se constató que los participantes comprendieran las instrucciones.

Resultados
Para el análisis de los datos aportados por los sujetos de este estudio se aplicó un análisis
inferencial utilizando el programa SPSS 10.0 para Windows, determinando la confiabilidad por
el método de división por mitades y consistencia interna de la prueba por el método de
Crombach, la validez a través del análisis factorial y su correlación con el criterio de rendimiento
académico, y se obtuvieron las normas de interpretación para cada una de las subpruebas y
aspectos.

9

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

Se puede apreciar que para el inventario de logro el coeficiente de división por mitades
fue de 0.81 y el de consistencia interna de 0.84, para el inventario de poder fue de 0.73 y 0.82 y
para el inventario de afiliación de 0.65 y 0.80 respectivamente, los cuales se interpretan como
altos, demostrando que los inventarios poseen alta confiabilidad.

Tabla 1
Resultados de la confiabilidad de la prueba de motivaciones sociales
Pruebas

División por mitades

Consistencia Interna

Logro

0.81

0.84

Poder

0.73

0.82

Afiliación

0.65

0.80

En cuanto a la validez a través de la aplicación del análisis factorial, se puede evidenciar
que del inventario de logro se extrajeron 4 componentes principales que explican el 50.915% de
la varianza. Asimismo, se puede observar que del inventario de motivación a afiliación se
extrajeron 4 componentes principales que explican el 51.704% de la varianza. Igualmente se
puede apreciar que al inventario de motivación al poder se extrajeron 5 componentes
principales que explican el 54.091% de la varianza.

Tabla 2
Resultados para el Análisis Factorial
Pruebas

Componentes

% varianza explicada

Logro

4

50.915

Poder

4

51.704

Afiliación

5

54.091

Para complementar el análisis de la validez comparándola con un criterio, se
correlacionaron los puntajes de cada inventario con el rendimiento académico y entre si. Se
obtuvo una correlación entre la prueba de logro con poder de -0.06 nula (no significativa) y
con afiliación 0.34, baja pero significativa a nivel de 0.00. La correlación entre afiliación y
poder es de -0.07, nula y no significativa.
La correlación del rendimiento académico con el logro fue de 0.37, media baja,
significativa a nivel de 0.00, con la afiliación de -0.18, negativa baja significativa a nivel de
0.00, y con el poder de -0.02, nula no significativa. De manera que el logro correlaciona con el

10

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

rendimiento académico, mientras la afiliación se comporta de manera inversa y con el poder
no se vincula.

Tabla 3
Resultados de las correlaciones entre las Motivaciones Sociales y rendimiento académico
Pruebas

Poder

Afiliación

Rendimiento

Logro

R=-0,06

R=-0,07

R=0,37**

Sig. 0.29

Sig. 0.21

0.00

R=0,34**

R=-0,02

Sig.0.00

Sig. 0.71

Poder

Afiliación

R=-0,18
Sig. 0.00**

También se demuestran las normas de interpretación obtenidas para la población de
estudiantes de la mención orientación de la escuela de educación de la Universidad del Zulia en
cada uno de los inventarios y los aspectos evaluados.

Tabla 4
Baremos para la interpretación de la Motivación al Logro social de los estudiantes de
Educación mención Orientación
Rango

Nivel

Logro

Metas

Instrumen

Compromiso con
la tarea

Creencias
facilitador.

tación
I

Superior (>90)

>130

>47

>34

>24

>34

II

Superior al
termino medio
(70- 90)

120-130

43-47

31-34

23-24

28-34

Termino medio
(30-70)

104-119

36-42

24-30

20-22

19-27

Inferior al
término medio
(30 ­ 10)

90-103

29-35

19-23

17-19

13-18

<90

<29

<19

<17

<13

III

IV

V

Inferior (<10)

11

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

Tabla 5
Baremos para la interpretación de la Motivación a la afiliación social de los estudiantes de
Educación mención Orientación
Rango

Nivel

I

Superior (>90)

II

III

IV

V

Afiliación

Básica

Trabajo

>84

>42

>45

Superior al termino
medio (70- 90)

76-84

37-42

41-45

Termino medio (3070)

62-75

30-36

32-40

Inferior al término
medio (30 ­ 10)

51-61

24-29

24-31

<51

<24

<24

Inferior (<10)

Tabla 6
Baremos para la interpretación de la Motivación al Poder social de los estudiantes de
Educación mención Orientación
Rango

Nivel

I

Superior (>90)

>85

>26

>18

II

Superior al
termino medio
(70- 90)

75-85

22-26

Termino medio
(30-70)

59-74

Inferior al
término medio
(30 ­ 10)

III

IV

V

Inferior (<10)

Poder

Disfrute

Estrategi
as

Dependenci
a

Imaginer
ía

Benigno

Explotad

>22

>26

>51

>39

14-18

20-22

23-26

44-51

33-39

16-21

8-13

16-19

17-22

34-43

25-32

50-58

11-15

6-7

12-15

11-16

26-33

21-24

<50

<11

<6

<12

<11

<26

<21

Discusión
Los obtenidos respecto a confiabilidad indican que los inventarios tienen alta
confiabilidad, es decir que existe correlación entre las mitades y los ítemes de cada una de las
subpruebas, lo cual se corrobora con los resultados previos obtenidos en estudios realizados a

12

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

estudiantes de la carrera educación, donde se encontraron coeficientes medios altos, como en
afiliación de 0.71 a 0.79, logro de 0.65 a 0.84 y en poder de 0.73 a 0.84. Por lo tanto, estos
cuestionarios aportan resultados consistentes en los estudiantes para medir las motivaciones de
logro, poder y afiliación.
En cuanto a la validez a través de la aplicación del análisis factorial se encontró una alta
validez de los tres inventarios, dado que los ítemes están relacionados con los puntajes totales y
parciales, que miden el constructo que pretenden medir. Al comparar la validez con un criterio
se correlacionaron los puntajes de cada inventario con el rendimiento académico y entre si,
únicamente se correlacionan el poder y la afiliación, aunque bajo. El logro correlaciona con el
rendimiento académico y mientras la afiliación y el poder, no se vinculan. El resultado de la
motivación al logro vinculado con rendimiento académico de manera baja y significativa, se
asemejan al encontrado en la investigación efectuada por Sánchez de Gallardo y Pirela de Faría
(2007) con estudiantes de diversas menciones de la escuela de educación, mientras que difiere
con evidenciado por las mismas autoras en el 2006, con estudiantes que cursaban el primer
semestre, iniciando su escolaridad universitaria, en la escuela de educación.
Las normas de interpretación obtenidas para la población de estudiantes de la mención
orientación de la escuela de educación de la Universidad del Zulia en cada uno de los inventarios
y los aspectos evaluados, deben ser utilizadas para la interpretación de los datos de la población
antes mencionada.

Conclusiones
Los factores motivacionales son aspectos importantes a estudiar con el fin de predecir la
conducta de las personas, entre los cuales se destacan las motivaciones sociales, los cuales son
aprendidos y vinculados con relaciones entre personas, como el de poder, afiliación y logro.
La motivación de logro es el deseo de llevar a cabo algo, de alcanzar un estándar de
excelencia y de esforzarse por sobresalir, luchando por alcanzar y conservar un nivel de
excelencia con esfuerzo y planificación, dirigidas a la consumación de una metas, cada vez más
superiores para tener éxito ya sea en ámbito académico y/o laboral.
La motivación a la afiliación es aquella conducta social que responde a un impulso, el
cual se satisface mediante la creación y disfrute de vínculos afectivos con otras personas, donde
la meta a obtener es alcanzar y desarrollar una relación amistosa recíproca. Puede provenir de
deseos de compartir y celebrar logros, acompañarse con otras personas para enfrentar
situaciones amenazantes, interactuar con personas similares para evaluar conjuntamente
realidades e interpretar situaciones desconocidas.
La motivación al poder se describe como la tendencia motivacional que predispone al
individuo hacia la búsqueda de fines relacionados con el manejo y control de las actividades de
los demás y en consecuencia concuerda con el mantenimiento de los medios de influencia.
En la actualidad existen limitados instrumentos para la medición de las motivaciones
sociales y poco se conoce su confiabilidad, validez y normas, los cuales son requisitos
importantes que debe cumplir toda prueba.
A través de esta investigación se pudo comprobar que la prueba de motivaciones
sociales utilizadas, los inventarios MLP, MAFI y MPS, que miden motivación del logro,
afiliación y poder respectivamente, desarrolladas por Romero (1999) tienen alta confiabilidad y

13

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

validez, es decir que son consistentes y miden los conceptos que se pretenden medir, por lo cual
se recomienda su aplicación en el contexto educativo para evaluar a estudiantes de la mención
orientación de la educación de la Universidad del Zulia, utilizando las normas obtenidos para la
interpretación de los puntajes.
Asimismo se propone incorporar esta prueba en el proceso de ingreso de los estudiantes
a esta mención, sobre todo el inventario MLP (logro) ya que ha demostrado su correlación con el
rendimiento académico.
Asimismo se recomienda insertar la motivación al logro en los programas de estudios y
diseño curricular de la carrera de Educación mención orientación y del las otras menciones de la
carrera.
Además, se propone continuar estudiando las motivaciones sociales a fin de obtener
normas para estudiantes de educación y para estudiantes universitarios zulianos y nacionales.

Referencias
Cohen, R. y Swerdlink, M. (2006). Pruebas y Evaluación Psicológicas (6ta ed.). Madrid, España: Editorial Mc. Graw
Hill Interamericana.
DuBrin, A. (2008). Relaciones humanas. Comportamiento humano en el trabajo (9na ed.). Ciudad de México, México:
Pearson. Prentice Hall.
Chávez, N. (2007). Introducción a la Investigación Educativa (2da ed.) Maracaibo, Venezuela: Editorial ARS Gráficos.
Feldman, R. (2006). Psicología con aplicaciones en países de habla hispana. (6ta ed.). México D.F., México: Mc Graw
Hill Interamericana.
Gregory, R. (2001). Evaluación Psicológica. Historia, principios y aplicaciones. (3era ed.). México D.F. México:
Editorial El Manual Moderno.
Hernández, R. Fernández, C. y Baptista, P. (2006). Metodología de la Investigación. (4ta ed.). México, D.F, México:
Editorial Mc Graw Hill Interamericana.
Hogan, T. (2004). Pruebas Psicológicas. (1era ed.). México:Editorial El Manual Moderno.
Mc Clelland D. (1970) Informe sobre Perfil motivacional observado en Venezuela, años 1930, 1950 y 1970. Venezuela:
Fundación Venezolana para el desarrollo de Actividades Socioeconómicos (FUNDASE). Material
Mimeografiado.
Morris, Ch. y Maisto, A. (2005). Introducción a la Psicología. (12ma ed.). México: Editorial. Pearson Prentice Hall.
Munch, L. y Ángeles, E. (2003). Métodos y técnicas de investigación. (2da ed.). México, D.F, México: Editorial Trillas.
Newstrom, J. (2007). Comportamiento humano en el trabajo. (12ma edición). México: Mc Graw Hill.
Papalia, D. y Olds, S. (2004). Psicología. (8va Edición). México, D.F, México: Editorial Mc. Graw Hill Interamericana.
Pelekais, C., Finol, M., Neuman, N., Parada, J . (2005). El ABC de la Investigación. Una aproximación teóricopráctica. (1era ed.). Maracaibo, Venezuela: Ediciones Astro Data.
Ríos, P. (2008) . Psicología. La aventura de conocernos. (2da ed.). Venezuela: Editorial Cognitus.
Robbins, S. (2004). Comportamiento organizacional. (10ma ed.). México: Pearson Educación.

14

Sánchez de Gallardo M. Psicologia.com. 2011; 15:10.
http://hdl.handle.net/10401/3463

Robbins, S. y Coulter, M. (2005). Administración. (8va ed.). México: Editorial. Pearson Education.
Romero, O. (1999). Crecimiento Psicológico y Motivaciones Sociales. Mérida: Venezuela: Editorial Karol.
Sánchez de Gallardo, M. y Pirela de Faría, L. (2006). Motivaciones sociales y rendimiento académico en estudiantes de
educación. Revista de Ciencias Sociales, Volumen XII, 2006. (Nº 1), 158-172.
Sánchez de Gallardo, M y Pirela de Faría, L (2007). Inteligencia, Motivos sociales y Rendimiento Académico en
estudiantes de Educación. Ponencia presentada en simposio en el Congreso Internacional de la Asociación
Internacional de Orientación Educativa y Profesional, Universidad de Pádua, Italia.
Santrock, J. (2004). Introducción a la Psicología. (2da ed.). México: Mc Graw Hill Interamericana.
Santrock, J. (2006). Psicología de la educación. (2da ed.). México: Mc Graw Hill Interamericana.

Cite este artículo de la siguiente forma (estilo de Vancouver):
Sánchez de Gallardo M, Pirela de Faría L. Propiedades psicométricas de la prueba de
Motivaciones Sociales. Psicologia.com [Internet]. 2011 [citado 20 Jun 2011];15:10. Disponible
en: http://hdl.handle.net/10401/3463

15

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar