PUBLICIDAD
Última actualización web: 06/12/2021

El Grupo Ciprés

Autor/autores: María Cristina Fulco Fernández
Fecha Publicación: 31/12/2010
Área temática: .
Tipo de trabajo: 

RESUMEN

El hoy llamado Grupo Ciprés tiene una existencia de 20 años y funciona dentro del área de la Clínica Psiquiátrica de la Facultad de Medicina, coordinada desde su inicio por la Prof. Dra. Eva Palleiro, Grado 4 de dicha clínica. CIPRÉS surge como necesidad de investigación en el trabajo con pacientes graves, realizando actualmente tareas de tratamiento, investigación, docencia y supervisión.

Palabras clave: Grupo Ciprés; Paciente grave

-----
VOLVER AL INDICE

Url corta de esta página: http://psiqu.com/1-6722

Contenido completo: Texto generado a partir de PDf original o archivos en html procedentes de compilaciones, puede contener errores de maquetación/interlineado, y omitir imágenes/tablas.

Avances en Salud Mental Relacional / Advances in Relational Mental Health
ISSN 1579-3516 - Vol. 9 - Núm. 2 - Diciembre 2010
Órgano Oficial de expresión de la Fundación OMIE
Revista Internacional On-Line / An International On-Line Journal

EL GRUPO CIPRÉS

Dra. María Cristina Fulco Fernández (Médica Psiquiatra Psicoanalista)
Federico Abadie 2940 apto. 1001
Montevideo-Uruguay
Telef.: 710-43-13
mariaf@chasque.net

RESUMEN
El hoy llamado Grupo Ciprés tiene una existencia de 20 años y funciona dentro del área de la Clínica
Psiquiátrica de la Facultad de Medicina, coordinada desde su inicio por la Prof. Dra. Eva Palleiro, Grado 4
de dicha clínica.
CIPRES surge como necesidad de investigación en el trabajo con pacientes graves, realizando
actualmente tareas de tratamiento, investigación, docencia y supervisión.
PALABRAS CLAVE: Grupo Ciprés. Paciente grave.

SUMMARY
Now known as the Cipres Group, it has been working for 20 years and works within the Psychiatric Clinic
of the Faculty of Medicine, coordinated since the beginning by Prof. Dr. Eva Palleiro, Level 4 of said
clinic.
CIPRES came into being to respond to the need to research into the work with serious patients,
currently performing treatment, research, teaching and supervision work.
KEY WORDS: Cipres Group. Severe Patient.

© 2010 CORE Academic, Instituto de Psicoterapia

-1-

El Grupo Ciprés

1.

CARACTERÍSTICAS PSICOANALÍTICAS DE NUESTRO TRABAJO EN CIPRES

La tarea con pacientes psicóticos en el Centro, se apuntala tanto en la teoría como en la práctica en los
conceptos fundamentales del psicoanálisis, es decir la noción de Icc, conflicto psíquico, encuadre,
transferencia y contratransferencia.
Indudablemente la manera en que interjuegan estos conceptos en este tipo de pacientes difiere del
trabajo con las llamadas neurosis clásicas. No se trata en lo esencial de un psiquismo organizado en base
a la represión, el retorno de lo reprimido el conflicto con el Edipo y la castración y el carácter simbólico
de los síntomas.
Muchos son los referentes teóricos que intentan dar cuenta del fenómeno psicótico, nosotros hemos
elegido pensar la estructuración psíquica de estos pacientes desde el lado de las alteraciones en el Yo
vinculadas a fallas en la identificación primaria, y en la represión originaria. Pensando con J. Laplanche,
que estas fallas llevarían a su vez a una falla originaria de traducción de los mensajes enigmáticos e Icc
que vienen del otro adulto.
Desde esta perspectiva, la cualidad de intromisión de esos vínculos primordiales determinarán un
armado psíquico con el predominio y mantenimiento de mecanismos de defensa arcaicos a expensas de
la represión .Estos mecanismos marcarán una forma característica de relación con el mundo y con los
otros, dados por la identificación proyectiva masiva, el conflicto entre el par fusión- discriminación, la
escisión y la desmentida, con los consiguientes trastornos de simbolización, del pensamiento y de la
pobreza del mundo de fantasía.
En cuanto a las hipótesis de traumas muy precoces y sus consecuencias en la constitución del
funcionamiento psíquico de estos pacientes estaríamos más próximos a la idea de que siempre existe
inscripción psíquica, primeras huellas, primeras marcas, signos de percepción ­como lo plantea Freud
en la carta 52-, indicios de un psiquismo marcado desde el inicio de la vida, por el otro, con las
características antes mencionadas. Diferimos en este sentido de otras concepciones que suponen una
falta de inscripción psíquica generadora de un vacío mental. (J. Lutemberg).
Esta forma de pensar la estructuración psíquica tendrá consecuencias en nuestra práctica a la hora de
trabajar con nuestros pacientes como luego veremos.

2.

TEMAS RECURRENTES EN EL CONTENIDO DE LAS SESIONES.

Es frecuente que aparezcan relatos de apariencia edípica, y decimos de apariencia porque no está en
juego en ellos la repetición de la conflictiva edípica al modo del neurótico, como expresión de la tensión
entre el deseo y la prohibición.
Son contenidos que se juegan en un registro dual, que no dan cuenta de la estructura triangular, que
hablan de problemáticas de fusión, de indiscriminación, de intrusión dando cuenta de fallas graves en la
represión Nos llevan a pensar en un edipo fragmentado, deshilachado, en el que la relación entre
instancias y la instauración de la terceridad no ha podido tener características estructurantes.

ASMR. 2010 - Vol. 9 - Núm. 2

-2-

El Grupo Ciprés

(Ej de Eloy y flia., de la folie a deux de J Pablo: él y el mundo)
Son frecuentes las actuaciones y la preocupación por el cuerpo, malestares psicosomáticos,
pensamiento concreto, como expresión de las dificultades en la simbolización y del cortocircuito al
cuerpo. Pensamos que son estas, manifestaciones que dan cuenta de lo desligado que no ha podido
significarse por falta de recursos yoicos.
Las llamadas crisis psicóticas, delirios y alucinaciones aunque disminuyen significativamente en esta
modalidad de tratamiento que ofrece CIPRES, cuando surgen, están vinculadas frecuentemente a
situaciones traumáticas de pérdida y separación que actúan de detonante en la desorganización de su
frágil funcionamiento.
Nos planteamos desde Freud, (construcciones) el sentido restitutivo de estos delirios como forma
extrema de dar sentido, de ligar la irrupción de fragmentos de lo primordial que han quedado fuera de
la cadena representacional, de intentar un entramado psíquico que se desmorona .

3.
¿QUÉ CONSECUENCIAS SOBRE LA TAREA PRÁCTICA TIENE ESTA CONCEPCIÓN DEL
FUNCIONAMIENTO PSICÓTICO?
Las nociones de encuadre, transferencia, contratransferencia construcciones y ocasionalmente
interpretaciones son elementos de la técnica con los que nos manejamos en la supervisión de los grupos
terapéuticos integrados por estos pacientes.
Debemos decir que los integrantes de estos grupos participan también de manera opcional de las
diferentes áreas que componen la institución: taller de escritura, de música, de expresión plástica (en su
momento) y las asambleas multifamiliares.
Este particular modo de funcionamiento les posibilita diferentes espacios de pertenencia, en los que las
posibilidades de expresión se multiplican produciendo efectos a nivel del psiquismo que favorecen la
emergencia de aspectos creativos, simbólicos y comunicacionales. De este modo la circulación de
transferencias laterales constituye un material muy rico a la hora del trabajo terapéutico.
Es una característica del funcionamiento psicótico la dificultad con la realidad. A la vez esta realidad los
margina, los segrega y los etiqueta desde una mirada de minusvalía y de temor. Es frecuente en este
sentido escuchar desde los pacientes en las sesiones de terapia la queja por el rechazo y la falta de
oportunidades a las que el mundo los enfrenta por su carácter de enfermos.
Es también cierta la actitud demandante, a veces voraz y frágil, otras de intensa violencia y odio que dan
cuenta de las características de vínculos primordiales, marcados por aspectos sadomasoquistas
infiltrando el espacio transferencial.
Es frecuente que a nivel contratransferencial se despierten en el analista, intensas reacciones
emocionales, síntomas somáticos y dificultades para pensar.
Es necesario, por tanto, el trabajo con estos aspectos arcaicos, con una realidad psíquica compuesta de
fragmentos de lo traumático originario, pero también es necesario el trabajo desde la realidad material,
fáctica, con la que a menudo tienen dificultades concretas.

ASMR. 2010 - Vol. 9 - Núm. 2

-3-

El Grupo Ciprés

Es difícil con ellos trabajar en asociación libre, el acto pensamos, es su equivalente. Las construcciones
son la herramienta principal con la que contamos.

4.

¿CÓMO TRABAJAMOS?

Pensamos que la pertenencia al Centro durante años, la concurrencia semanal a los talleres, de
literatura, de música, de expresión, la convivencia entre ellos, y con los coordinadores, los
psicoterapeutas, las familias los días de las asambleas multifamiliares, constituyen lugares donde ser
escuchados y escuchar, donde poder pensarse y pensar, abriendo a la posibilidad de dar sentido a lo que
nunca lo tuvo, y nuevos sentidos a la repetición. De este modo y lentamente se va construyendo algo
del orden de una malla psíquica subjetivante. Construcción hecha con los restos de lo fragmentado.
Alternativa de salida de lo dual fusional favoreciendo una mayor discriminación.
Tejido psíquico hecho desde la alternativa de construir una historia de la que carecen, de apropiarse de
ella, historia del grupo psicoterapéutico, historia de la producción en los talleres, historias hechas de
tiempos y espacios, de presencias y ausencias favorecedoras de un pensamiento más organizado, de
mayor espacio para la fantasía, de representación psíquica, con contenidos de sufrimiento y dolor, de
alegrías y logros y de una mejor inserción en el mundo y los vínculos.
Interpretaciones también pero cuando se dan las condiciones recién mencionadas.

5.

Cambio psíquico ¿cambio posible?

Podríamos mencionar luego de años de trabajo, una serie de cambios, comunes a la mayoría de los
pacientes, que afectan particularmente el área de los síntomas. Es así que ha disminuido la frecuencia
de las internaciones y la medicación antipsicótica (los neurolépticos). Existe también una mayor
inserción familiar, social y laboral. El mejor contacto con su problemática les permite muchas veces
adelantarse a la eclosión de las crisis buscando a tiempo el contacto con sus terapeutas y psiquiatras
tratantes.
Una ampliación de sus potencialidades creativas y una mayor capacidad de simbolización se ven
expresadas a nivel de la producción escrita, la plástica y la musical.
Debemos decir que en CIPRES existe un Grupo de investigación integrante de la Unidad docente
asistencial de la Facultad de Psicología, que trabaja con nosotros desde hace 4 años. La investigación se
centra en la evaluación de los resultados terapéuticos referente al cambio psíquico en el transcurso del
tratamiento psicoterapéutico grupal.
Ellos analizan el cambio partiendo de las tres funciones de la realidad: prueba, adaptación y juicio,
aplicando técnicas proyectivas. (a 35 pac. al inicio, 22 al año, 13 a los tres años).
Otro grupo trabaja a nivel neuro psiquiátrico con el spect.

ASMR. 2010 - Vol. 9 - Núm. 2

-4-

El Grupo Ciprés

6.

Pero, ¿podríamos hablar de cambio estructural?

Se puede pensar que esta forma de concebir el tratamiento de la psicosis a nivel institucional, con el
trabajo integrado de las diferentes áreas, va generando un "entretejido intersubjetivo que hace de malla
estructurante", como lo ha pensado F Schkolnik en que las posibilidades de nuevas inscripciones
vinculadas al proceso analítico, a la historia transferencial y C. transferencial lleva a una mayor
subjetivación y discriminación.
La posibilidad de acceder a un discurso más abstracto, distanciándose del pensamiento concreto, el
disponer del juego metafórico a nivel de la palabra escrita, del uso de tiempos y espacios en el trabajo
del grupo musical, nos habla de un yo con mayores recursos y con capacidad de zafar de un presente
coagulado para integrar el pasado y proyectarse en el futuro.
Estas preguntas y muchas otras quedan abiertas al debate....

ASMR. 2010 - Vol. 9 - Núm. 2

-5-

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar