PUBLICIDAD
Última actualización web: 27/11/2021

Aspectos psicosociales del suicidio y la inmolación.

Autor/autores: José Guimón
Fecha Publicación: 20/04/2011
Área temática: .
Tipo de trabajo: 

RESUMEN

La palabra inmolación se refería originalmente a un sacrificio ritual (animal o humano) en honor a una divinidad. El suicidio ha sido, en cambio,  considerado como pecado en algunas religiones y como delito en  ciertas culturas. Desde el punto del psicoanálisis ?social? se ha intentado comprender el suicidio y la inmolación en el contexto de una ?relación perversa del ser humano con su cuerpo?.  La población general  va siendo más tolerante ante suicidios más o menos encubiertos como los que se producen en la práctica de la eutanasia o de algunos cuidados paliativos. Y, en cuanto a la inmolación es difícil negar que los inicios del cristianismo, desde la muerte de Jesús hasta los primeros mártires podrían ser considerados en un sentido lato como ?inmolaciones?. En este artículo se comentan recientes sucesos autodestructivos en los países del Magreb aportando algunas reflexiones psicosociológicas que pueden tal vez ayudar a comprenderlas mejor.

Palabras clave: suicidio; inmolación; psicodinamia.

-----
VOLVER AL INDICE

Url corta de esta página: http://psiqu.com/1-6760

Contenido completo: Texto generado a partir de PDf original o archivos en html procedentes de compilaciones, puede contener errores de maquetación/interlineado, y omitir imágenes/tablas.

Avances en Salud Mental Relacional / Advances in Relational Mental Health
ISSN 1579-3516 - Vol. 10 - Núm. 1 - Abril 2011
Órgano Oficial de expresión de la Fundación OMIE
Revista Internacional On-Line / An International On-Line Journal

ASPECTOS PSICOSOCIALES DEL SUICIDIO Y LA INMOLACIÓN

José Guimón (Catedrático de psiquiatría de la Universidad del País Vasco ­ Euskal Herriko Unibertsitatea)
jose.guimon@ehu.es

RESUMEN
La palabra inmolación se refería originalmente a un sacrificio ritual (animal o humano) en honor a una
divinidad. El suicidio ha sido, en cambio, considerado como pecado en algunas religiones y como delito
en ciertas culturas. Desde el punto del psicoanálisis "social" se ha intentado comprender el suicidio y la
inmolación en el contexto de una "relación perversa del ser humano con su cuerpo". La población
general va siendo más tolerante ante suicidios más o menos encubiertos como los que se producen en
la práctica de la eutanasia o de algunos cuidados paliativos. Y, en cuanto a la inmolación es difícil negar
que los inicios del cristianismo, desde la muerte de Jesús hasta los primeros mártires podrían ser
considerados en un sentido lato como "inmolaciones". En este artículo se comentan recientes sucesos
autodestructivos en los países del Magreb aportando algunas reflexiones psicosociológicas que pueden
tal vez ayudar a comprenderlas mejor.
Palabras clave: Suicidio. Inmolación. Psicodinamia.

SUMMARY
The word immolation originally referred to a ritual sacrifice (animal or human) in honour of a divinity.
Suicide has however been considered as a sin in some religions and as a crime in certain cultures. From
the "social" psychoanalysis perspective suicide and immolation have tried to be understood in the
context of a "human being's perverse relationship with their body". The general population is becoming
more tolerant to more or less covert suicides like those in the case of euthanasia or other palliative care.
And as regards immolation it is difficult to deny that the beginning of Christianity, from Jesus' death to
the first martyrs, could be considered in a broad sense as "immolations". This article discusses recent
self-destructive events in the North African countries providing some psycho-sociological thoughts
which could help us to understand them better.
Key words: Suicide. Sacrifice. Psychodynamics.

© 2011 CORE Academic, Instituto de Psicoterapia

-1-

Aspectos psicosociales del suicidio y la inmolación

En diciembre de 2010 Mohamed Bouazizi se quemó en Túnez cuando la Policía destruyó el puesto de
verduras con cuyos rendimientos alimentaba a su familia y después de que una funcionaria le pegara, lo
que en esa cultura es una afrenta deshonrosa para un varón.
Está claro que Mohamed no podía imaginar que su acto actuara como un desencadenante (además de
otros como las revelaciones de corrupción de Willkeleaks) de la revolución que ha hecho caer al régimen
de Ben-Ali en Túnez y que se reprodujera en decenas de otros suicidios semejantes que han favorecido
las convulsiones políticas que conocemos en varios países vecinos, sobre todo Egipto.

1. EL SUICIDIO: ENTRE LA BIOLOGÍA Y LA PSICOSOCIOLOGÍA
No hay ninguna noticia de que Mustafá padeciera ningún trastorno psiquiátrico aunque el 90% de las
personas que consuman un suicidio presentan trastornos psiquiátricos (1) (depresiones, alcoholismo y
otras substancias, esquizofrenia, trastorno borderline etc.)(2). Sí presentó según cuentan diversos
medios signos de vergüenza, depresión y desesperanza frente a la lamentable situación socioeconómica
que le atenazaba. Nadie en su entorno ha criticado su acción porque el suicidio (3) es un
comportamiento culturalmente aceptado en las culturas como la suya ante situaciones de deshonor o
fracaso.
Su suicidio, en contraposición al "suicidio egoísta", y al "anómico" podría ser considerado como
"altruista" dentro de la clasificación clásica del sociólogo francés Émile Durkheim (El suicidio,1897)(4).
Pero al incluir esa distinción consideraba ese autor que el suicida altruista se mata por su "sensación de
pertenencia a la sociedad. Se mata por ella". Y pone como ejemplo el de los kamikazes japoneses. Y en
esa distinción introduce la concepción de "inmolación".

2. LA INMOLACIÓN COMO SUICIDIO ALTRUISTA
Esta palabra se refería originalmente a un sacrificio ritual (animal o humano) en honor a una divinidad.
En ese sentido interpretan los arqueólogos el hallazgo de ciertos restos que datan de épocas
prehistóricas. Se construían altares de piedra donde se sacrificaban a animales, generalmente como
ofrendas a dioses relacionados con aspectos de la naturaleza, en pos de conseguir lluvia, cosechas
fértiles, etc. Sin embargo, el concepto de inmolación se viene utilizando recientemente con más
frecuencia, para denotar el suicidio por motivos religiosos, de protesta o desobediencia civil.
Algunas religiones incluyen entre sus prácticas la inmolación como método para llegar de forma rápida y
sin pecados al reino de los cielos. El simple hecho de su predicación por parte de algunos líderes
espirituales, normalmente extremistas, hace que cientos de seguidores estén dispuestos a dar su vida. El
Islam y la predicación del yihad contra el infiel (inicialmente desencadenado por la rivalidad entre
palestinos e israelíes) ha sido considerada como el referente de las organizaciones consideradas en
occidente como terroristas, entre ellas Al Qaeda.
Entre sucesos dramáticos recientes que incluyeron inmolaciones con motivaciones terroristas se pueden
incluir los atentados de las Torres Gemelas el 11-S, los de Londres del 7-J. , muchos atentados de la
reciente guerra de Irak y entre facciones rivales islámicas (sunnies y chiíes). Con aspectos más esotéricos

ASMR. 2011 - Vol. 10 - Núm. 1

-2-

Aspectos psicosociales del suicidio y la inmolación

sectarios se pueden recordar otras diversas inmolaciones sin carácter terrorista pero muy sanguinarias
(5)
En contraste el suicidio ha sido considerado como pecado en algunas religiones y como delito en ciertas
culturas. En sociedades, como las occidentales, donde la sacralidad es todavía la cosmovisión vigente,
es lógico que el comportamiento suicida se rechace, pues se considera que el hombre no tiene
permitido modificar su destino, que está en las manos de Dios. Sin embargo, el suicidio es relativamente
frecuente en la esas culturas (6). En Occidente se considera que aproximadamente el 10% de la
población ha tenido alguna vez ideación suicida y las tasas medias de Suicidio consumado son en España
de 13,1 en hombres y 4,2 en mujeres por cada 100.000 habitantes.
Aunque es verdad que la práctica del suicidio no es aceptada por las religiones cristianas, la población va
siendo más tolerante ante suicidios más o menos encubiertos como los que se producen en la práctica
de la eutanasia o de algunos cuidados paliativos. Y, en cuanto a la inmolación es difícil negar que los
inicios del cristianismo, desde la muerte de Jesús hasta los primeros mártires podrían ser considerados
en un sentido lato como "inmolaciones".

3. VISIONES PSICOSOCIOLÓGICAS
Desde el punto del psicoanálisis "social" se ha intentado (J. Chasseguet Smirgel, 2005) comprender el
suicidio y la inmolación en el contexto de una "relación perversa del ser humano con su cuerpo". La
seppuku (suicidio japonés) ha sido descrita como una fusión con el sol en el momento de la muerte. Los
rayos significarían la gloria. En ese momento el cadáver del samurai se pone a producir aromas de
perfumes celestes (como se contaba que ocurría en algunos "locos de Dios" (7).
Muchos autores han seguido las propuestas del psicólogo francés Foucault quien, en los años setenta,
defendió a Jomeini explicando que según la doctrina de éste "Quien muere por la revolución accede
inmediatamente a una especie de inmortalidad, como si esa muerte heroica le llevara a los confines del
cielo y la tierra (...) en una historia soñada que es tanto religiosa como política. De hecho, según el
brillante ensayista James Miller (1994), Foucault había hecho varios intentos de suicidio en la
adolescencia y en su estancia en San Francisco se había expuesto a todos los riesgos de los excesos
sexuales que le produjeron el sida del que falleció. La perversión y el sadismo que le están vinculados
pueden llevar al asesinato pero también al suicidio. La perversión y el sadismo que le está vinculado
pueden llevar al asesinato y el masoquismo al suicidio. La perversión, dice, es como en el arte y la vida
del gran Mishima una sed narcisista que puede terminar en apoteosis sangrante8. Señala también que
tanto éste como Pasolini habían tenido compromisos políticos extremistas.
Desde las creencias "gnósticas" se han descrito el suicidio y la inmolación como una fusión con el sol en
el momento de la muerte. El gnosticismo está compuesto de creencias de raíces religiosas diversas,
implantado sobre todo en Oriente. Se busca desembarazarse del cuerpo para acceder a la luz pura
pasando por la maceración de la carne que se realizan por ejemplo en las prácticas máximas
sadomasoquistas (como en algunos "locos de Cristo") (8)
Las anteriores digresiones pueden tal vez ayudar a comprender mejor las recientes inmolaciones que,
sin embargo, no hubieran desencadenado las amenazantes convulsiones que presenciamos de no existir
en esos países las lamentables circunstancias socio-políticas que padecen.

ASMR. 2011 - Vol. 10 - Núm. 1

-3-

Aspectos psicosociales del suicidio y la inmolación

4. NOTAS
(1) Es muy difícil, como es sabido, saber la prevalencia de trastornos mentales en los suicidas, porque
muchos países incluyen certificados de muerte poco creíbles en sus estadísticas y el disimulo familiar del
suicidio (cuando se pretende realizar una "autopsia psicológica") es muy habitual. Sin embargo Según
algunos autores afirman que el 90% presentan trastornos psiquiátricos.
(2) Entre los factores de riesgo se cuentan los biológicos (familiares: genéticos o traumáticos), los
psicológicos (baja autoestima, culpa, vergüenza, aislamiento, impulsividad, ansiedad, depresión,
desesperanza) y los sociodemográficos (edad avanzada o adolescente, desempleo, jubilación,
acontecimientos vitales negativos, creencias religiosas etc.) (O'Carroll,996).
(3) En Psicopatología se suele distinguir entre "ideación suicida", "conductas relacionadas con el
suicidio" (como los trastornos de la alimentación, las conductas llamadas de riesgo y las
drogadicciones)", los "intentos de suicidio" y el "suicido consumado" al que nos referimos en este
artículo.
(4) Según ese autor el suicidio egoísta, esípico de sociedades donde el individuo carece de integración
social; en Suicidio anómico, característico de falta de regulación social (anomia), existe una falta de
normatividad en tanto que las normas sociales no son interiorizadas como propias por parte del
individuo; en el suicidio altruista, característico de sociedades con alto grado de integración social, el
individuo se suicida por su sensación de pertenencia a la sociedad. Se mata por ella, un claro ejemplo
son los kamikazes.
(5) Las provocadas por la Orden del Templo del pueblo (en 1978, en Guyana, con 900 víctimas; las de los
Davidianos (Waco ­ Texas, con 85 víctimas); las de la Orden del Templo Solar (1994, Cheiry - Suiza y
Montreal ­ Canadá, con 48 víctimas).
(6) Las tentativas de suicidio son más frecuentes en mujeres que con una tasa media global de 186
/100.000 en mujeres (con medias de edad entre 15-24 años) y 136/100.000 en hombres (con medias de
25-34 años). Las tasas de suicidio consumado por 100.000 habitantes son intermedias en España (13,1
hombres y 4,2 mujeres) muy inferior a las de países como Suecia o Hungría pero superiores a las de
Irlanda y Chile, por ejemplo.
(7) Jean Martin-Charcot (1825-1893) investigó sobre la histeria y otras enfermedades mentales
mencionando actitudes místicas. Gregorio Marañón propuso que El Greco había utilizado locos como
modelos para representar a los Apóstoles. Desde entonces la expresión "locos de Dios" ha sido utilizada
(y aún lo es hoy por algunas sectas) para referirse a actitudes ante la muerte que incluyen la creencia
que en el tránsito se emiten perfumes y resplandores peculiares.
(8) Al comentar el libro "Moi, Pierre Rivière...", de Foucault dice James Miller que se trata de un acto de
salvajismo sobre el que Foucault se había limitado a soñar y que supone la "contestación total de la
Civilización occidental".

ASMR. 2011 - Vol. 10 - Núm. 1

-4-

Aspectos psicosociales del suicidio y la inmolación

5. BIBLIOGRAFÍA
1. Chasseguet- Smirgel, Janine. Le corps comme miroir du monde. Puf, Paris, 2003.
2. Guimón, José. ¿Inmolación o suicidio?. El Correo, Bilbao, febrero 2011.
3. Miller, James. La passion Foucault, Plon, Paris, 1994.

ASMR. 2011 - Vol. 10 - Núm. 1

-5-

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar