Actualizado 22/03/2019

“Ayudar” frente a “ser ayudante”: Como las palabras promueven la conducta en los niños

Noticia | Trastornos infantiles y de la adolescencia | 05/06/2014

  • Fuente: Child Development
RESUMEN

Un estudio reciente publicado en la prestigiosa 'Child Developement' y realizado por las universidades de California en San Diego, la Universidad de Stanford y la de Washington, se ha centrado en algo tan simple y a veces tan difícil como lograr la ayuda del pequeño. Los expertos estudiaron las reacciones de 150 niño de tres a seis años de todas las razas y procedencias sociales. Los dividieron en grupos heterogéneos que se diferenciaron sólo por las explicaciones que recibieron. A un grupo se les contaron las bondades de ayudar (verbo) mientras a otros se les contaron las bondades de ser un ayudante (sustantivo). El detalle: de decir "tienes que ayudar" a decir "tienes que ser ayudante". A un tercer grupo de niños jamás se les habló de ayudar. Todos los niños se pusieron a jugar y en un momento dado se les pedía ayuda. Tenían que parar el juego y ayudar a ordenar, abrir un contenedor, recoger juguetes y poner los lápices en su sitio. Los niños a los que se les había hablado de ser ayudantes fueron mucho más solícitos que los niños a los que se les había hablado de ayudar. Es más, los niños a quienes no se les habló de ayudar y los niños que oyeron el verbo ayudar respondieron igual a las peticiones, eso es, ayudaron menos que los otros. "Usar el sustantivo ayudante traslada la idea a los pequeños de que ayudar es algo positivo sobre tu identidad, lo que les motiva más", declaró el director del estudio, Christopher Bryan, profesor de Ciencias Sociales en la Universidad de California. Estos resultados son similares a los que ofreció un estudio parecido realizado en adultos por el mismo profesor. En 'Do the right thing' ('Haz lo que debas'), Bryan demostró que los adultos también responden de una u otra forma en función del uso del lenguaje. La investigación, llevada a cabo por la Universidad de California y la London Bussiness School, demostraron que pedirle a alguien que no haga trampa es menos efectivo que decirlo que no sea un tramposo. Para acceder al texto completo es necesario consultar las características de suscripción de la fuente original:  http://onlinelibrary.wiley.com/journal/10.1111/(ISSN)1467-8624  



Url corta de esta página: http://psiqu.com/2-39527

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar
PUBLICIDAD
PRÓXIMOS CURSOS ONLINE
PUBLICIDAD
Más Cursos Online
4.5 CRÉDITOS Abordaje psicológico del sobrepeso

Abordaje psicológico del sobrepeso
psiquiatria.com - Portal número 1 en salud mental en lengua castellana