MENU

PUBLICIDAD

Me Gusta   0 Comentar    0

Actualidad y Artículos | Sueño Vigilia, Trastornos del sueño vigilia   Seguir 27

Noticia | 24/01/2024

Las bebidas energéticas se relacionan con mala calidad del sueño e insomnio entre los universitarios



0%

 


Un gran estudio noruego publicado en la revista de acceso abierto 'BMJ Open' establece que cuanto mayor es la frecuencia de consumo de bebidas energéticas, menos horas de sueño nocturno registran los estudiantes universitarios.


Incluso una lata ocasional (de 1 a 3 veces al mes) está relacionada con un mayor riesgo de trastornos del sueño, indican los hallazgos.


Para llegar a estas conclusiones, los investigadores recurrieron a 53.266 participantes de entre dieciocho y 35 años del Estudio de Salud y Bienestar de los Estudiantes (estudio SHOT22), la ola más reciente de una gran encuesta nacional de estudiantes universitarios en Noruega.


Se preguntó a los estudiantes con qué frecuencia bebían bebidas energéticas, con las opciones de respuesta diaria, semanal (una vez; 2-3 veces; 4-6 veces), mensualmente (1-3 veces) y rara vez/nunca.


También se les hicieron preguntas detalladas sobre sus patrones habituales de sueño: cuándo se acostaban y cuándo se levantaban; cuánto tiempo tardaron en conciliar el sueño (latencia del sueño); vigilia después de irse a dormir. Luego se calculó la eficiencia del sueño a partir del total de horas de sueño nocturno frente al tiempo pasado en la cama.


El insomnio se definió como experimentar dificultades para conciliar y permanecer dormido y despertarse temprano al menos 3 noches a la semana, además de somnolencia diurna y cansancio durante al menos 3 días a la semana, durante al menos 3 meses.


Las respuestas a la encuesta indicaron claras diferencias sexuales en los patrones de consumo de bebidas energéticas. Por ejemplo, las mujeres eran más propensas que los hombres a informar que nunca o rara vez consumían bebidas energéticas: 50% frente a 40%.


De quienes dijeron que sí bebían estas bebidas, el 5,5% de las mujeres dijeron que las bebían entre 4 y 6 veces por semana y poco más del 3% reportaron un consumo diario. Las cifras comparables para los hombres fueron del 8% y el 5%, respectivamente. Sin embargo, hubo una clara asociación dosis-respuesta para ambos sexos entre el consumo de bebidas energéticas y menos horas de sueño.


Tanto los hombres como las mujeres que informaron un consumo diario durmieron alrededor de media hora menos que aquellos que informaron solo un consumo ocasional o ningún consumo. También se observaron asociaciones similares al despertarse después de quedarse dormido y al tardar más en conciliar el sueño. Igualmente, el aumento del consumo se asoció con un aumento correspondiente tanto en el tiempo de vigilia nocturna como en el tiempo necesario para conciliar el sueño: una peor eficiencia del sueño.


El insomnio también fue más común entre mujeres y hombres que informaron un consumo diario que entre aquellos que informaron un consumo ocasional o nulo: 51% frente a 33% (mujeres) y 37% frente a 22% (hombres). En general, un mayor consumo de bebidas energéticas se asoció con un mayor riesgo de problemas de sueño en todos los aspectos estudiados, con asociaciones más fuertes con la duración corta del sueño.


En comparación con aquellos que informaron no consumir ninguna bebida energética o solo de vez en cuando, los hombres que informaron un consumo diario tenían más del doble de probabilidades de decir que dormían menos de 6 horas por noche, mientras que las mujeres tenían un 87% más de probabilidades de hacerlo. Incluso aquellos que informaron haber consumido una bebida energética sólo de 1 a 3 veces al mes todavía tenían un mayor riesgo de sufrir problemas de sueño.


El trabajo matiza que este es un estudio observacional y, como tal, no se pueden sacar conclusiones firmes sobre la causa. Y los investigadores reconocen que la causalidad inversa (por la cual el consumo de bebidas energéticas podría ser una consecuencia de la falta de sueño y no al revés) podría explicar las asociaciones encontradas.


 

Fuente: Europa Press
Palabras clave: insomnio, universitarios, sueño
Url corta de esta página: http://psiqu.com/2-72828

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar


-Publicidad

Síguenos en las redes

Daridrexant
Publicidad

LIBRO RECOMENDADO

Suicidio Prevención

¡Novedad en libros! La visión actual del suicidio, científicamente fundamentada, es que, aunque ...

COMPRAR AQUÍ

VER MÁS LIBROS RECOMENDADOS
CFC

Trastorno por Comportamiento Sexual Compulsivo (TCSC): Evaluación y diagnóstico

Inicio: 16/10/2024 |Precio: 150€

Ver curso