Última actualización web: 20/07/2019

Adopción de aplicaciones móviles para la depresión y la ansiedad

Artículo | Depresión | 25/02/2019

  • Autor(es): Jessica Lipschitz, Christopher J Miller, Timothy P Hogan...(et.al)
  • Título original: Adoption of Mobile Apps for Depression and Anxiety: Cross-Sectional Survey Study on Patient Interest and Barriers to Engagement
  • Fuente: JMIR Ment Health
  • Referencia: VOL 6- Num 1
RESUMEN

Las investigaciones emergentes sugieren que las aplicaciones móviles se pueden usar para tratar con eficacia enfermedades mentales comunes como la depresión y la ansiedad. A pesar de los resultados prometedores de eficacia y la facilidad de acceso a estas intervenciones, la adopción de intervenciones de salud mental (mHealth; dispositivo móvil entregado) para enfermedades mentales ha sido limitada. Se requiere más información sobre las perspectivas de los pacientes sobre las intervenciones de mHealth para crear estrategias de implementación efectivas y adaptar las intervenciones existentes para facilitar tasas más altas de adopción.

El objetivo de este estudio fue examinar, desde la perspectiva del paciente, el uso actual y los factores que pueden afectar el uso de las intervenciones de mHealth para enfermedades mentales. 

Este fue un estudio de encuesta transversal de veteranos que habían asistido a una cita en un solo establecimiento de la Administración de Salud de Veteranos a principios de 2016 que se asoció con uno de los siguientes problemas de salud mental: depresión unipolar, cualquier trastorno de ansiedad o trastorno de estrés postraumático . Utilizamos el Almacén de datos corporativo de Veteran Affairs para crear subconjuntos de participantes elegibles estratificados demográficamente por género (masculino o femenino) y estatus de minoría (blanco o no blanco). De cada subconjunto, 100 participantes fueron seleccionados al azar y se enviaron por correo una encuesta en papel con elementos demográficos, salud general, salud mental, propiedad o uso de tecnología, interés en las intervenciones de aplicaciones móviles para enfermedades mentales, razones para su uso o no uso e interés en Características específicas de las aplicaciones móviles para enfermedades mentales.

 De los 400 participantes potenciales, 149 (37.3%, 149/400) completaron y devolvieron una encuesta. La mayoría de los participantes (79.9%, 119/149) informaron que tenían un dispositivo inteligente y que usaban aplicaciones en general (71.1%, 106/149). La mayoría de los participantes (73.1%, 87/149) reportaron interés en usar una aplicación para enfermedades mentales, pero solo el 10.7% (16/149) lo había hecho. Las pruebas t de muestras emparejadas indicaron que las calificaciones de interés en el uso de una aplicación recomendada por un médico eran significativamente mayores que las de interés general e incluso mayores cuando el médico que lo recomendaba era un proveedor especializado en salud mental. Las preocupaciones más frecuentes relacionadas con el uso de una aplicación para enfermedades mentales carecían de pruebas de eficacia (71.8%, 107/149), preocupaciones sobre la privacidad de los datos (59.1%, 88/149) y no saber dónde encontrar dicha aplicación (51.0 %, 76/149). Los participantes expresaron interés en una serie de características de la aplicación con calificaciones de interés particularmente altas para aplicaciones sensibles al contexto (85.2%, 127/149), y aplicaciones enfocadas en las siguientes áreas: aumentar el ejercicio (75.8%, 113/149), mejorar el sueño (73.2%, 109/149), cambiando el pensamiento negativo (70.5%, 105/149) y aumentando la participación en actividades (67.1%, 100/149).

La mayoría de los encuestados tenía acceso a dispositivos para usar aplicaciones móviles para enfermedades mentales, ya usaba aplicaciones para otros fines y estaba interesada en aplicaciones móviles para enfermedades mentales. Los factores clave que pueden mejorar la adopción incluyen el respaldo del proveedor, una mayor publicidad de las aplicaciones eficaces y mensajes claros sobre la eficacia y la privacidad de la información. Finalmente, las aplicaciones multifacéticas que abordan una variedad de inquietudes, desde el sueño hasta patrones de pensamiento negativos, pueden recibirse mejor.

Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original:https://mental.jmir.org
 

 
 
 



ABSTRACT

Background: Emerging research suggests that mobile apps can be used to effectively treat common mental illnesses like depression and anxiety. Despite promising efficacy results and ease of access to these interventions, adoption of mobile health (mHealth; mobile device–delivered) interventions for mental illness has been limited. More insight into patients’ perspectives on mHealth interventions is required to create effective implementation strategies and to adapt existing interventions to facilitate higher rates of adoption.

Objective: The aim of this study was to examine, from the patient perspective, current use and factors that may impact the use of mHealth interventions for mental illness.

Methods: This was a cross-sectional survey study of veterans who had attended an appointment at a single Veterans Health Administration facility in early 2016 that was associated with one of the following mental health concerns: unipolar depression, any anxiety disorder, or posttraumatic stress disorder. We used the Veteran Affairs Corporate Data Warehouse to create subsets of eligible participants demographically stratified by gender (male or female) and minority status (white or nonwhite). From each subset, 100 participants were selected at random and mailed a paper survey with items addressing the demographics, overall health, mental health, technology ownership or use, interest in mobile app interventions for mental illness, reasons for use or nonuse, and interest in specific features of mobile apps for mental illness.

Results: Of the 400 potential participants, 149 (37.3%, 149/400) completed and returned a survey. Most participants (79.9%, 119/149) reported that they owned a smart device and that they use apps in general (71.1%, 106/149). Most participants (73.1%, 87/149) reported interest in using an app for mental illness, but only 10.7% (16/149) had done so. Paired samples t tests indicated that ratings of interest in using an app recommended by a clinician were significantly greater than general interest ratings and even greater when the recommending clinician was a specialty mental health provider. The most frequent concerns related to using an app for mental illness were lacking proof of efficacy (71.8%, 107/149), concerns about data privacy (59.1%, 88/149), and not knowing where to find such an app (51.0%, 76/149). Participants expressed interest in a number of app features with particularly high-interest ratings for context-sensitive apps (85.2%, 127/149), and apps focused on the following areas: increasing exercise (75.8%, 113/149), improving sleep (73.2%, 109/149), changing negative thinking (70.5%, 105/149), and increasing involvement in activities (67.1%, 100/149).

Conclusions: Most respondents had access to devices to use mobile apps for mental illness, already used apps for other purposes, and were interested in mobile apps for mental illness. Key factors that may improve adoption include provider endorsement, greater publicity of efficacious apps, and clear messaging about efficacy and privacy of information. Finally, multifaceted apps that address a range of concerns, from sleep to negative thought patterns, may be best received.


mHealth; depression; anxiety; mobile apps; patient preference

Url corta de esta página: http://psiqu.com/2-58118
Etiquetas: mHealth, depresión, ansiedad, aplicaciones móviles, preferencia del paciente

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar
PUBLICIDAD
PRÓXIMOS CURSOS ONLINE
PUBLICIDAD
psiquiatria.com - Portal número 1 en salud mental en lengua castellana