PUBLICIDAD

Última actualización web: 26/09/2021

Escalada de contagios, restricciones para viajar y vacunas permitidas por países: ¿Cómo está resultando el verano?

Noticia | Coronavirus | 23/07/2021

RESUMEN

En cuanto Reino Unido suprimió la eliminación de la cuarentena obligatoria para aquellos ciudadanos con pauta de vacunación completa que volvían desde un país con su semáforo covid en ámbar hace poco más de una semana, los turistas ingleses provocaron un récord de reservas en algunos destinos españoles como Palma, Ibiza o Benidorm. Mientras, la incidencia del virus en España comenzó a dispararse superando los 600 casos por cada 100. 000 habitantes este miércoles 21 de julio.

Según anunció el Ministerio de Sanidad, hasta el martes 20 de julio nuestro país tenía 4. 189. 136 casos diagnosticados acumulados y 81. 148 muertes por COVID-19. En la conferencia del pasado lunes, María José Sierra, jefa de área del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), informaba además que “si a principios de mes en España el porcentaje de positividad era alrededor del 5 %, en los últimos días se había superado el 15 % y algunas comunidades estaban llegando al 20 %. Según la responsable del CCAES, los casos notificados de COVID-19 “siguen aumentando y es esperable que lo sigan haciendo”.

Requisitos para entrar como turista a España

Estos datos sitúan a España en un destino al que muchos países desaconsejan viajar durante estas vacaciones, como han hecho Reino Unido y los Países Bajos, retirándola de la lista de destinos seguros. Lo mismo está pasando con Portugal, que el 15 de julio registraba hasta 3. 641 nuevos casos, provocando que el secretario de Estado de Francia para Asuntos Europeos advirtiera a los ciudadanos “evitar España y Portugal como destinos" de vacaciones.

Ante el fuerte crecimiento de los contagios en ambos países, Francia ha impuesto que los viajeros procedentes de España y Portugal que no estén vacunados muestren una prueba negativa realizada con 24 horas de antelación y no 72, como era hasta ahora.

En cuanto al acceso de turistas a España, el 14 de julio entraron en vigor algunas modificaciones relevantes de su normativa. El gobierno decidió volver a abrir las puertas a los turistas que se han vacunado contra la COVID-19, pero con el requisito de tener una pauta completa de vacunación (la monodosis de Janssen o las dos dosis de las demás vacunas aprobadas), y siempre que hayan pasado al menos 14 días desde la última dosis.

Solo con las vacunas aprobadas por la Agencia Europea de Medicamentos (EMA): Pfizer, Moderna, AstraZeneca y Johnson & Johnson (Janssen), los viajeros van a poder asegurarse entrar a cualquiera de los 27 países del bloque europeo. Mientras que países como Alemania, Italia y Francia solo van a aceptar viajeros inmunizados con los cuatro biológicos anteriores, España, junto a Grecia y Suiza se sitúa dentro de los países más flexibles con el tipo de vacunas y permiten la entrada de turistas vacunados con todas las dosis aprobadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), incluyendo Sinovac. Como la vacuna rusa Sputnik V no ha sido autorizada por el organismo internacional, de momento no es válida para viajar.

“No queremos la idea de buenas o malas vacunas y por eso los países deben de crear estrategias para homogeneizar. Pero hay que entender que la EMA no avala un fármaco si no cuenta con los datos de seguridad necesarios”, declara Adelaida Sarukhan, inmunóloga y redactora científica en el Instituto de Barcelona Global (ISGlobal).

Otras de las nuevas modificaciones relevantes a la normativa española es que para aquellos viajeros procedentes de los países de la lista de zonas de riesgo ahora se aceptan las pruebas de antígenos en lugar de la PCR. “Esto es porque los tests se han ido perfeccionado, se sabe mejor cómo funcionan, y cuáles lo hacen mejor”, dice la experta. Además, España mantiene la medida de no exigir pruebas para las zonas de baja incidencia. Por su parte, Portugal anunció que los españoles que deseen cruzar la frontera pueden hacerlo sin mostrar prueba negativa alguna. Es decir, no ha impuesto restricciones a la circulación de vehículos, pero sí habrá que presentar PCR si se va en avión.

Un pasaporte covid europeo para facilitar movilidad

España ha sido uno de los primeros países en implementar el Certificado Electrónico Covid, que entró en vigor el 1 de julio. Este documento, que recoge distinta información sanitaria referente al coronavirus, se pensó para que los viajeros de la Unión se eviten algunas de las restricciones más duras a la hora de viajar. El certificado agiliza la facilidad de movilidad de un país europeo a otro para aquellos que:

-Hayan completado la pauta de vacunación desde hace mínimo 14 días.

-Cuenten con una prueba de diagnóstico negativa expedida en las 48 horas anteriores a la llegada.

-Demuestren haber pasado la enfermedad en un período no superior a los seis meses con un documento expedido por un servicio médico.


Francia, territorio que en cuanto a las restricciones pandémicas ha mostrado más mano dura que sus vecinos europeos, va a exigir, entre otras medidas recién anunciadas, este documento para aquellos turistas que quieran entrar en locales cerrados.

Según el portal Our World in Data, solo un 34, . 5 % de la población en Europa cuenta con pauta completa, por lo que a inmunóloga este pasaporte le resulta efectivo solo como “algo muy complementario, ya que un porcentaje importante de la población, como los jóvenes, no ha tenido todavía acceso a la vacuna”, argumenta Sarukhan.

España ya cuenta con el más del 53 % de su población protegida contra la COVID-19

A pesar de la escalada de nuevos contagios que está viviendo España, que ya está inmersa en su quinta ola, el Gobierno de Sanidad lanzaba hace solo unos días una gran noticia: Una de cada dos personas en nuestro país, cuenta ya con la pauta completa de vacunación. Y, más del 62 % cuenta con, al menos, una dosis.

Según declaraciones de la ministra de Sanidad, Carolina Darias, con estos datos “se acerca el objetivo de tener al 70 % de la población vacunada a finales del mes de agosto”. La ministra, afirmaba, además, que se estaba trabajando para “seguir avanzando hacia la inmunización comunitaria”.

Para Sarukhan, el objetivo de conseguir la inmunidad de grupo resulta “un propósito prácticamente inalcanzable, porque depende de muchos factores: de cuán duradera sea la inmunidad, qué tanta movilidad exista, del comportamiento de la gente… Y, sobre todo, depende de cómo cambie el escenario la variante delta”, mucho más contagiosa.

La nueva variante del SARS-CoV-2 continúa avanzando por el territorio español, aunque de forma muy desigual. A principios del mes, la nueva cepa representaba ya el 43 % de los nuevos casos, superando en Valencia o en las Islas Baleares el 80 %, y con cifras menores al 10 % en comunidades como La Rioja. “No olvidemos que la carga viral es más alta y el tiempo de incubación más corto”, recuerda la experta del ISGlobal.

España dejará de recibir y distribuir más dosis de AstraZeneca

A pesar de la escalada preocupante que se está observando, la inmunóloga considera que “en comparación a otros países, España lo está haciendo muy bien, demostrando un mejor control de la pandemia, y con un gran ritmo de vacunación”, con aproximadamente 400. 000 nuevos inmunizados como media diaria. “A mí lo que me preocupa es el efecto de esta nueva variante en el resto del mundo, donde existen territorios con menos del 1 % de su población vacunada”, confiesa.

“Si esta variante, con una carga viral mucho más alta, nos llega a pillar sin la tasa de vacunación tan extraordinaria que tenemos, hubiera sido desastroso…”, argumenta e insiste en la importancia de no desperdiciar vacunas. “Estamos viviendo una pandemia a dos velocidades, que depende del grado de vacunación de las poblaciones. Por eso resulta un insulto que en lugares como en Estados Unidos se echen a perder vacunas. A mí me parece muy bien que países como el nuestro, que está recibiendo dosis suficientes, se estén donando los fármacos”, dice la experta refiriéndose al reciente anuncio de la secretaria de Estado de Sanidad, Silvia Calzón.

España dejará de recibir y distribuir más dosis de AstraZeneca y donará 40 millones de dosis a terceros países a través del mecanismo Covax. Según Sanidad, todas las comunidades autónomas cuentan con suficientes vacunas para aquellos pendientes de recibir la segunda dosis británica, que estaba siendo inoculada al grupo de edad entre 60 y 69 años.



Fuente periodística: Univadis
Url corta de esta página: http://psiqu.com/2-65092

¿Eres psiquiatra o psicólog@?

Mantente informado y capta nuevos clientes.

Regístrate gratis en psiquiatria.com


Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar

Publicidad
PUBLICIDAD
Próximos Cursos Online
Apúntate ahora y obtén hasta un 50% de descuento en la mayoría de nuestros cursos.
VÍDEO Psicodiagnóstico a través del T.A.T.

Psicodiagnóstico a través del T.A.T.
PUBLICIDAD