Última actualización web: 03/12/2020

LO DIFÍCIL HAGÁMOSLO FÁCIL. ABORDAJE Y MANEJO DE LA CONSULTA EN SEXOLOGÍA MÉDICA

Seguir

Autor/autores: Carlos Pol Bravo
Fecha Publicación: 22/10/2020
Área temática: Salud mental .
Tipo de trabajo:  Artículo original

Central Médica de Sexología Director Cientifico

RESUMEN

El concepto Galénico, tanto en Sexología Médica como en cualquier otra especialidad, debe basarse en la filosofía de cinco palabras: recibir, atender, entender, diagnosticar y pautar a nuestros pacientes. Recibir un paciente en la intimidad de su pensamiento, debiendo entrar sutilmente en uno de sus principales intimismos, como es la sexualidad, requiere un enfoque, como decimos en psiquiatría, de una educación actualizada e interdisciplinaria.

Una confianza en los conocimientos, la experiencia clínica basada en la evidencia, una fluida comunicación en la entrevista psicosexual con el paciente y la debida psicoinformación y psicoeducación que se le brinde, con el tratamiento, según proceda, constituyen la columna vertebral de una acertada terapia en el tema.

La Sexología tiene una influencia en la medicina, la sociedad, el futuro de nuestros pacientes, y así debemos entenderlo.

También son de valorar esos motivos típicos que inhiben al paciente en la consulta: carencia de vocabulario apropiado, la forma de abordaje de la esfera íntima y sus secretos, o temor al fracaso en la entrevista o futuro tratamiento. Pero también hay motivos que inhiben al médico: en ocasiones desconocimiento del tema o falta de experiencia, no tener una historia psicosexual actualizada y apropiada, la posible mala comunicación o contratransferencia con el paciente. Y, finalmente derivación, si precisa, ya que la regla de oro es asumir y recordar que la Sexología Médica es y siempre será, multidisciplinaria e integradora, dentro de ese magnifico marco holístico de la medicina.

Palabras clave: Sexología Médica, intimidad del pensamiento, Maimónides, fantasmas de la entrevista, historia psicosexual, filosofía galénica universal, multidisciplinariedad e integración, marco holístico.

-----
VOLVER AL INDICE

Url corta de esta página: http://psiqu.com/1-10489

Contenido completo: Texto generado a partir de PDf original o archivos en html procedentes de compilaciones, puede contener errores de maquetación/interlineado, y omitir imágenes/tablas.

Lo difícil hagámoslo fácil
Abordaje y manejo de la consulta en sexología médica

Making Easy What is Difficult: Addressing and Approaching the
Medical Sexology Practice
Carlos Pol Bravo
Central Médica de Sexología Director Cientifico

Resumen
El concepto Galénico, tanto en Sexología Médica como en cualquier otra especialidad, debe
basarse en la filosofía de cinco palabras: recibir, atender, entender, diagnosticar y pautar a
nuestros pacientes, al margen del necesario seguimiento, integrándonos en sus problemas
sexuales, dentro del marco de la Sexología Medica, especialmente en la ardua así como difícil
tarea dentro de esa capacidad propia de comprensión inmediata que tienen los Médicos
Generales; primer eslabón en la cadena sanitaria, al igual que otras especialidades que a ella nos
dedicamos, o surgen en las consultas.

Palabras Clave: Sexología Médica, intimidad del pensamiento, Maimónides, fantasmas de la
entrevista, historia psicosexual, filosofía galénica universal, multidisciplinariedad e integración,
marco holístico.

Abstract
The Galenic concept, in Medical Sexology as well as in any other medical specialty, needs to be
based on a five-term philosophy: receiving, attending, understanding, diagnosing, and prescribing
our patients. Receiving a patient in the intimacy of his/her thinking, entering with obligatory
subtleness into one of his/her main intimate realms, as sexuality is, requires approaching from an
updated and interdisciplinary education, as we say in Psychiatry.
Trusting knowledge, evidence-based clinic experience, a fluent communication in the
psychosexual interview with the patient, and the due psychoinformation and psychoeducation
given to the patient, together with treatment as necessary form the backbone of an appropriate
therapy.
Sexology has a great influence in medicine, society and the future of our patients, and so it should
be understood.
Those typical reasons that inhibit the patient in the physician office should also be considered:
lack of proper vocabulary, the way in which the private sphere and its secrets are addressed,
and/or fear of failure within the interview or in the future treatment. And finally, referring, if
necessary, since the golden rule is to be aware of --and remember that-- Medical Sexology is
and has always been, multidisciplinary and integrating, within that magnificent holistic framework
of medicine.

Keywords: Medical Sexology, thoughts intimacy, Moimonides, interview phantoms, psychosexual
history, Galenic universal philosophy, multidisciplinarity and integration, holistic framework.

Introducción
La Sexología no es de nadie y es de todos. Es antigua y siempre nueva, no solo en la prevención y
el tratamiento, también lo es en sus áreas sociolaborales.
Recibir un paciente en la intimidad de su pensamiento, debiendo entrar sutilmente en uno de sus
principales intimismos como es la sexualidad, requiere un enfoque, como decimos en psiquiatría,
de una educación actualizada e interdisciplinaria.

Una confianza en los conocimientos, la experiencia clínica basada en la evidencia, y una fluida
comunicación en la entrevista psicosexual con el paciente y la debida psicoinformación y
psicoeducación que se le brinde, con tratamiento según proceda, es(constituye) la columna
vertebral de una acertada terapia en el tema, amén de la interconsulta con otras áreas, desde la
logística operativa, hasta la milenaria frase que reza en la oración de Maimónides: "Aparta de mí
la idea de que lo puedo todo".
La Sexología tiene una influencia en la medicina, la sociedad, el futuro de nuestros pacientes, y
así debemos entenderlo. No por ello debemos olvidar los posibles problemas adyacentes o
colaterales, tanto orgánicos como psiquiátricos, fundamentales para valorar la presencia de
patologías que pueden influir notoriamente en su problemática sexual.
Nuestra intención es dejar clara una prevención de los problemas en la relación medico-paciente,
y principalmente evitar "los fantasmas de la entrevista" como pueden ser intimismos, enrolarse
en problemas personales paralelos y evitar las posibles manipulaciones, chantajes y victimismo
del paciente, que pueden presentarse voluntaria o inconscientemente.
Así pues, dentro de la mayor ética y profesionalismo. Recordar la frase: "Siempre compresión,
nunca conmiseración".
También son de valorar esos motivos típicos que inhiben al paciente en la consulta: carencia de
vocabulario apropiado, la forma de abordaje de la esfera íntima y sus secretos, o temor al fracaso
en la entrevista o futuro tratamiento, que son y serán notorios por parte de nuestros pacientes,
mientras la Sexología Médica no sea tomada académica y profesionalmente con la seriedad y
apoyo que se merece.
Pero asimismo hay motivos que inhiben al médico: En ocasiones desconocimiento del tema o
falta de experiencia, no tener una historia psicosexual actualizada y apropiada, la posible mala
comunicación o contratransferencia con el paciente. Y los tabúes transculturales, tanto en el
criterio personal del médico, respecto a las inhibiciones de ahondar más en la vida del paciente
debido a temores infundados.
Cuando se realizan entrevistas de y sobre Sexología, no son la curiosidad, el chisme o, un absurdo
a todas luces, morbo por averiguar vidas íntimas.

Es la necesidad terapéutica la que nos empuja a conocer ese interior a veces oscuro, a veces
trágico de nuestros pacientes, como en cualquier otra rama galénica.
Y conforme los peores enemigos de la sexualidad son el machismo y la prisa; esta última es
irreverente cuando se aplica como un intento de solución rápida.
Esos temores, más que errores, en la entrevista, también deben de ser contemplados: temor a
ser juzgado por el paciente de forma negativa; temor a incidir a fondo en temas sexuales o verse
comprometido en la dinámica de la pareja. Pero en nuestras manos está eliminar estos mitos, con
preparación y conocimiento.
Finalmente, no hay que olvidar que la sexualidad es el resultado final entre sensibilidad y
sensualidad, partido por la comunicación en la intensidad del tiempo.
Así pues, las conclusiones, por más que sean elementales, deben tenerse siempre presentes:
incidir a fondo en la sexualidad del paciente, en sus dudas, inquietudes o temores, al margen de
la posible patología. Procurar darle una información terapéutica clara y llana, valores
inapreciables para ellos, los cuales reciben favorablemente, permitiéndose una mayor interacción
terapéutica.
La mencionada psicoeducación al paciente sobre sus problemas sexuales debe ser contemplada
y valorada, ya que ésta en muchas ocasiones, puede facilitarnos el tratamiento. La mano abierta
de transmitir confianza, máxime en la calidez cultural del médico, basada en nuestra filosofía
galénica universal. La imagen de la mano tendida debe ser un rumbo, un Norte entre nosotros,
pues la mejor forma de hacer ver nuestro concepto galénico es ofreciendo apoyo.
Y, finalmente, derivación, si se precisa, ya que la regla de oro es asumir y recordar que la Sexología
Médica es, y siempre será, multidisciplinaria e integradora, dentro de ese magnifico marco
holístico de la medicina.

Dr. Carlos Pol Bravo
Médico Psiquiatra
Máster en Sexología

Psicologia. com ­ ISSN: 1137-8492

Comentarios de los usuarios



No hay ningun comentario, se el primero en comentar
psiquiatria.com - Portal número 1 en salud mental en lengua castellana